Medio Ambiente

Liberan más ríos zona protegida de Valle Nuevo

El Ministerio de Medio Ambiente y Recursos Naturales desmanteló cerca de 9 kilómetros de tuberías que irrigaban explotaciones agrícolas en el enclave Monte Llano, dentro del Parque Nacional Valle Nuevo.

Se desmontaron en este operativo 15 sistemas de trasvase hídrico, algunos de las cuales tenían hasta seis pulgadas de diámetro, reteniendo importantes caudales que ahora seguirán su curso por la cuenca del Río Yuna.

Los trabajos de desmonte avanzan en cumplimiento de la resolución 14-2016 que ordena el cese de las prácticas agrícolas en la zona protegida donde se originan las fuentes de abastecimiento de numerosos acueductos.

A menos de tres meses de iniciado los trabajos de desmonte, un gran volumen de agua ha sido liberada, notándose en el aumento del caudal de fuentes como el Río Grande (o del medio), que nace en Valle Nuevo.

Al mismo tiempo, han sido retirados toneladas de infraestructuras metálicas y miles de metros de plásticos utilizados en técnicas de riego propias de algunos cultivos, completando el desmonte en más de un 70% de las infraestructuras improcedentes.

Los operativos han sido ejecutados por autoridades del Ministerio de Medio Ambiente, quienes junto a los miembros del Ministerio de Defensa y el Servicio Nacional de Protección Ambiental han intervenido predios agrícolas en Monte Llano, Alto Bandera, El Castillo, Pinalito, Pinar Parejo y Las Espinas, en Ocoa, entre otros.

Una vez concluido este proceso de desmonte se iniciará la segunda fase de recuperación de “La Madre de las Aguas” la cual consiste en reforestar, las zonas donde sea posible, con plantas características de la zona, como el Ébano Verde y el Pinnus Occidentalis, ha instruido el Ministro Francisco Domínguez Brito,

Sin embargo, por las condiciones climáticas extremas, estimamos que una buena parte del área impactada deberá regenerarse por acción de la propia naturaleza, nosotros estaremos vigilantes para que este proceso se lleve a cabo.

El ministerio de medio ambiente mantiene el diálogo con los campesinos y productores de la zona para atender las situaciones humanas en favor de las familias más vulnerables, siempre teniendo claro que este es un proceso irreversible; “y que nuestra intención es buscar soluciones que beneficien a los 7 millones de dominicanos que depende del agua que se produce en Valle Nuevo”.

El Ministro Domínguez Brito Reiteró que todo se hace con firmeza, pero también con respeto a la dignidad humana y apego a la Ley. Muchos productores se han retirado voluntariamente de la zona, sacando sus cultivos e instalaciones.

últimas Noticias

Noticias Relacionadas