Cultura

SANTO DOMINGO.- Los encargados de los trabajos de remozamiento que se realizan en el Altar de la Patria se defienden de las críticas que ha causado el aspecto que presenta la Puerta del Conde, luego de su reacondicionamiento, por el empañete que ha llamado la atención de una parte de los ciudadanos.

Funcionarios del Ministerio de Cultura y de la Oficina de Ingenieros Supervisores del Estado (OISOE), explicaron que pronto el Altar de la Patria recobrará su aspecto de monumento envejecido, pero que el deterioro que presentaba el monumento necesitaba que se cubriera de esta forma. Esta obra tenía 40 años que no era intervenida.

El ingeniero José Caminero indicó que se decidió revocar y cubrir la superficie de los tramos de murallas y parte de los muros de la Puerta del Conde, porque estaban en estado de degradación sus elementos y la composición de dichos muros.

Manifestó que el monumento tenía mucha orificios “que permitían la penetración del agua y monóxido de carbono y tenían en sus elementos esquineros sillares con rejuntados casi inexistentes”.

Mientras que el arquitecto Christian Martínez, director del Museo del Hombre Dominicano y asesor de la remodelación al monumento dijo que “este nuevo empañete permitirá una mayor protección a la superficie muraría prolongando la vida del monumento dado el poco mantenimiento que suelen ser sometidas estas estructuras”.

Entretanto la coordinadora del Viceministerio de Patrimonio Cultural, Nerva Fondeur, señaló que “los ciudadanos deben confiar en que estos trabajos están orientados a preservar este valioso monumento, para hacerlo más duradero”.

Explicaron que previo al inicio de los trabajos se hicieron los estudios técnicos pertinentes, determinándose el arco de la Puerta del Conde se estaban deteriorando porque eran calizas y que de no resolverse el problema, en 20 años se agravaría su deterioro.

últimas Noticias
Noticias Relacionadas