Lo Último

Este lunes 28 de abril se celebra el Día Mundial de la Seguridad y Salud en el Trabajo y para esta edición la Organización Internacional del Trabajo (OIT) tiene convocado en Ginebra tratar el tema sobre el uso de productos químicos en los empleos, ya que según las estadísticas cada día mueren unas 6 mil 300 personas a causa de accidentes o enfermedades relacionadas con negligencias o falta de seguridad laboral, lo que es igual a más de 2,3 millones de muertes por año.

Un informe de la OIT muestra que si bien los productos químicos pueden ser útiles, es necesario adoptar medidas para prevenir y mantener bajo control los potenciales riesgos para los trabajadores.

Es por esto que se emplaza a gobiernos, empleadores y trabajadores y sus organizaciones a la implementación de políticas y estrategias destinadas a la protección laboral.

La OIT dijo que estas medidas deben abarcar, de manera integral y simultánea, los aspectos de salud, seguridad y medioambientales relacionados con la producción y uso de los productos químicos. El objetivo es mantener los beneficios logrados gracias a la producción y el uso de productos químicos y a la vez minimizar la exposición de los trabajadores y las emisiones de sustancias al medio ambiente.

Se necesita una respuesta mundial coherente para coordinar el progreso científico y tecnológico, el crecimiento de la producción de productos químicos y los cambios en la organización del trabajo.

Asimismo, es importante desarrollar nuevas herramientas que faciliten el acceso a la información sobre los riesgos de los productos químicos y las medidas de prevención y protección asociadas.

Anualmente ocurren más de 317 millones de accidentes en los puestos de empleo, muchos de ellos terminan en abandono o alejamiento laboral.

Los datos de la OIT apuntan que el costo diario de esa adversidad es enorme y la carga económica de las malas prácticas de protección se estima en un cuatro por ciento del Producto Interior Bruto global en 12 meses.

últimas Noticias
Noticias Relacionadas