Fútbol

Sao Paulo, (Servicios especiales de Vanguardia del Pueblo) El secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, prestigió hoy la ceremonia de inauguración de la Copa del Mundo de fútbol Brasil-2014, junto a la presidenta de ese país suramericano Dilma Rouseff y otros Jefes de Estado.

Estoy muy animado por estar aquí. Como miles de millones de personas en todo el mundo, yo amo al fútbol desde que era un niño muy pequeño, manifestó el surcoreano en un comunicado hecho público este jueves por la ONU.

Según el alto diplomático surcoreano, el fútbol une a las personas en una gran demostración de cómo el deporte puede unir a las personas en torno de valores comunes: el trabajo en equipo, juego limpio y respeto mutuo.

Ban expresó su deseo que el Mundial, «uno de los mayores eventos del mundo, irradie energía, sea exitoso y pacífico».

El máximo directivo de la ONU fue uno de los invitados de honor de Rousseff, quien finalmente asistió a la velada pese a los continuos comentarios que aseguraban lo contrario, la enorme mayoría salidos de los medios de prensa de la oposición.

Además de Rousseff y Ban Ki-moon, también estuvieron presentes en la colorida e impresionante ceremonia de apertura el presidente de la Federación Internacional de Fútbol Asocación (FIFA), el suizo Joseph Blatter, y los mandatarios de Chile, Michelle Bachelet, de Bolivia, Evo Morales, y de Ecuador, Rafael Correa.

Igualmente estuvieron el de Paraguay, Horacio Cartes, de Uruguay, José Mujica, de Suriname, Desi Bouterse, de Angola, José Eduardo dos Santos, y de Gabón, Alí Bongo.

Asimismo, también ocuparon asientos de privilegio el vicepresidente de Ghana, Kwesi Bekoe Amissah-Arthur, el emir de Catar, Tamim bin Hamad al Zani, y el primer ministro de Croacia, Zoran Milanovic.

La Copa del Mundo comenzará en minutos con el duelo Brasil-Croacia, en el Arena Corinthians de Sao Paulo, con capacidad para 61 mil espectadores.

últimas Noticias
Noticias Relacionadas