Internacionales

Bogotá, (Servicios especiales de Vanguardia del Pueblo) La guerrilla colombiana del Ejército de Liberación Nacional (ELN) cumplió ayer cinco décadas de su nacimiento, en medio de conversaciones exploratorias con el gobierno de Juan Manuel Santos que abrirían el camino a una posible mesa de paz.

Creada el 4 de julio de 1964 por un reducido grupo de 16 hombres, la segunda fuerza insurgente del país avanza hacia la terminación de un conflicto armado que data de hace más de medio siglo, en busca de una paz con justicia para todos, afirma.

En un reciente comunicado por el aniversario de su fundación, el ELN apuntó que el reto de aquel día de julio, cuando comenzaron su lucha en San Vicente de Chucurí, en el departamento de Santander, presentaba tantas expectativas «como las que hoy tenemos delante, la búsqueda de la paz con justicia y equidad social».

Cuando la paz es un clamor de la sociedad colombiana y cuenta con el respaldo de un gran número de gobiernos y pueblos del mundo, «no tenemos la menor duda en comprometernos con ella», subrayó.

En reiteradas ocasiones esa fuerza insurgente ha convocado a la unión, organización y movilización del pueblo para lograr la tan anhelada terminación del conflicto armado.

Desde que comenzaron los diálogos con la guerrilla de las FARC-EP, en noviembre de 2012, el ELN, liderado por Nicolás Rodríguez, había expresado su deseo de unirse al proceso.

La noticia finalmente fue confirmada hace menos de un mes, el 10 de junio, en un comunicado conjunto con el Gobierno, en el que anunciaron que desde enero de este año comenzaron los acercamientos basado en dos puntos: las víctimas y la participación de la sociedad.

La paz no consiste únicamente en el silenciamiento de los fusiles. A nuestro juicio, no habrá paz sin cambios sociales justos y necesarios, ha apuntado esa guerrilla que junto a las FARC-EP intenta hoy, por la vía del diálogo, poner fin a una guerra que ha dejado unos seis millones de víctimas.

últimas Noticias
Noticias Relacionadas