Políticas

Panamá. Juan Carlos Varela asumió el martes como presidente de Panamá para los próximos cinco años y de inmediato firmó un decreto que establece el control de precios de emergencia de 22 alimentos, cumpliendo con una de sus principales promesas de campaña.

La medida permitirá a miles de familias comprar los alimentos «a precios justos y así mejorar su calidad de vida», sostuvo el mandatario al rubricar el decreto, el primer acto que hizo Varela en la casa presidencial una vez que fue juramentado.

«Que quede claro: soy respetuoso del libre mercado pero alérgico a la especulación con la comida del pueblo», dijo previamente el gobernante en su discurso de asunción del poder y en el que recordó la influencia que tuvieron en su juventud los sacerdotes jesuitas. «Me enseñaron a luchar por la justicia social», aseveró.

La medida, así como otras de apoyo al agro y la construcción de nuevos mercados que prometió implementar el gobernante, están orientadas a enfrentar el problema del alto costo de la vida que golpea duramente a los panameños.

El decreto establece un precio máximo de venta para 22 productos, lo que redundará en un ahorro de 58 dólares en la canasta básica de alimentos.

La norma también crea una «comisión de ajustes de precios», conformada por los titulares de Comercio e Industrias, Desarrollo Agropecuario, y Economía y Finanzas, quienes evaluarán las solicitudes de ajustes de precios que presenten empresas individuales, gremios de productores o asociaciones empresariales.

Dicha instancia podrá, de oficio, realizar ajustes a los precios establecidos en el decreto Ejecutivo firmado.

Entre los rubros que quedaron regulados figura el arroz, cuyo precio máximo de venta fue fijado en dos dólares la bolsa de cinco libras (2.27 kilogramos), actualmente el precio en los supermercados es de entre 2.60 y 3.80 dólares.

La lista incluye varios cortes de carne, pollo, huevos, papas, leche en polvo, salchichas, atún enlatado, chuletas de cerdo, leche, pan, tomate, cebolla, macarrón, porotos, queso y ñame (una especie de tubérculo).

El mandatario, un político conservador, juramentó al aire libre en el estadio de fútbol Rommel Fernández ante miles de simpatizantes y una decena de líderes del hemisferio.

Varela, de 50 años, dirigente del Partido Panameñista, asumió el gobierno con el desafío de continuar el crecimiento económico, estimado en un 8.5% anual durante el gobierno de su antecesor Ricardo Martinelli, y mantener bajo el desempleo, que se estima en apenas 4%. Pero a la vez deberá controlar los precios de los alimentos básicos, su principal promesa de campaña y quizás la que lo llevó a la presidencia.

últimas Noticias
Noticias Relacionadas