Internacionales

Washington, (Servicios especiales de Vanguardia del Pueblo) Las agencias de espionaje estadounidenses estiman que alrededor de 300 ciudadanos norteamericanos combaten junto al grupo yihadista Estado Islamico (EI) en Siria e Iraq, informó y el diario The Washington Times.

Funcionarios de la comunidad de inteligencia expresaron preocupación por la posibilidad de que estas personas realicen ataques terroristas si regresan a Estados Unidos después de recibir entrenamiento en ultramar en este tipo de actividades.

«Conocemos que hay varios centenares de individuos con pasaportes norteamericanos en las filas del EI, aunque resulta difícil precisar si están en Siria o se trasladaron a Iraq», señalaron las fuentes.

Según el Times, el Departamento de Estado no respondió a una solicitud de sus reporteros para que confirmara o negara esta aseveración.

A pesar de la consternación que existe en el Gobierno de Estados Unidos sobre estas amenazas, el Times señala que el EI ganó fuerza a través del apoyo financiero que le proporcionaron los aliados de Washington en el Medio Oriente, incluyendo Arabia Saudita, Kuwait y Catar.

Importantes donantes de la región del Golfo Pérsico destinaron inmensos recursos a grupos extremistas como el EI con el fin de enfrentarlos contra los gobiernos de Irán y Siria, así como para fomentar las divisiones étnicas en la región, concluye el rotativo.

últimas Noticias
Noticias Relacionadas