Nacionales

La vicepresidenta de la República afirmó que enfrentar la violencia contra la mujer es el gran reto de la sociedad dominicana, y para combatirla se requiere de respuestas integrales, contundentes y efectivas desde la familia y el Estado mediante el fortalecimiento de la justicia, la educación y la protección social.

Al disertar la conferencia Protección Contra la Violencia de Género como Valor y Derecho, en la Universidad Católica Santo Domingo, la doctora Margarita Cedeño de Fernández requirió la participación de todos los actores sociales para que las intervenciones en materia de prevención desde el Estado sean eficaces y eficientes.

Estimó que la prensa escrita, radial y televisiva juega un papel importante en la prevención del flagelo, y llamó a los líderes de opinión y directores de medios a presentar modelos positivos a la sociedad, para frenar los comportamientos que contribuyen a replicar los hechos de violencia.

Cedeño de Fernández manifestó que la erradicación total de la violencia contra la mujer exige el funcionamiento de un sistema de protección con enfoque de derechos orientados a evitar la violencia; al tiempo de indicar que la familia es el ambiente idóneo para prevenir la agresividad, pues en su seno se alimenta o se corta este mal.

Enfatizó en la necesidad de fortalecer la justicia y mejorar la respuesta judicial y policial para que se apliquen de forma efectiva las medidas de protección para mujeres en riesgo de muerte, así como el sometimiento y condena de los agresores, a los fines de que evitar que los delitos queden impunes.

“Si las intervenciones son débiles y desenfocadas, muchas veces, en vez de evitar violencia, se puede generar más violencia. Por ejemplo, la denegación de justicia, la indefensión y la desatención en los casos de denuncia de violencia contra la mujer está demostrado que generan muertes que se pudieron haber evitado”, sostuvo.

El nuevo codigo penal

Por otro lado, valoró como positiva en materia de prevención la tipificación en el nuevo Código Penal de la violencia intrafamiliar y la previsión de las órdenes de protección, así como agravamiento de penas de hasta 40 años para homicidio a mujeres, niñas y niños.

En la conferencia que se realizó en el marco de los actos conmemorativos al Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer, la Vicemandataria consideró además, que la promoción de una cultura basada en valores éticos y morales, y la aplicación de las leyes de protección a la mujer, marcan también la ruta acerca de la acciones que deben implementarse para impedir que sigan muriendo féminas a manos de sus parejas, y para que la violencia y sus efectos no se sigan reproduciendo y convirtiéndose en lo cotidiano en el seno familiar.

“Las raíces del mal de la violencia están en los anti-valores que tenemos que erradicar como sociedad como son el machismo y la intolerancia. Frente a esos lastres, nuestro reto es hacer posible la igualdad entre hombres y mujeres a partir de una nueva concepción de SER HOMBRE”, apuntó.

Cifras

Al referirse a las muertes de mujeres, la Vice mandataria calificó de alarmante que a octubre de este año ocurrieran en el país 72 asesinatos, y se hayan registrado más 50,000 denuncias de algún tipo de violencia de género a nivel nacional. Cada feminicidio cometido en el país deja, en promedio, tres hijos e hijas en la orfandad, explicó.

“¿Por qué ocurren estos hechos? ¿Qué está pasando en las familias dominicanas? ¿Qué nos está pasando como sociedad? ¿Qué podemos hacer para que no sigan ocurriendo? Nadie tiene, bajo ninguna circunstancia, el derecho de dañar la vida de nadie, y el Estado y la sociedad, tienen el deber moral y la obligación legal de proteger la vida”, manifestó.

La vice presidenta valoró el rol de la mujer y destacó que ésta tiene derecho a una vida sin maltrato asociado a su condición, e hizo un llamado a denunciar los actos de violencia.

Acciones

Cedeño de Fernández señaló las acciones encaminadas por el Gobierno contra el flagelo. Citó que desde el programa Progresando con Solidaridad, a través de la iniciativa Familias en Paz se trabaja para erradicar todo tipo de violencia a través de la educación, la orientación, y la generación de capacidades para detectar situaciones que pongan en peligro la armonía familiar.

“Trabajamos con las mujeres, las capacitamos para la vida y el trabajo y las empoderamos para que eleven su autoestima y que puedan educar sin violencia a sus hijos e hijas menores y a los adolescentes. Trabajamos con los hombres también un nuevo enfoque de la masculinidad que los ayude a entender su rol de compañero de vida de su pareja, a asumir sus responsabilidades por tareas domésticas y en la educación de los hijos y respetar a su compañera”, señaló.

A través de las Escuelas de Familias se han capacitado en formación sana y funcional a 750,000 familias en situación de pobreza. Además, 14,000 hombres están creando Redes de Paz para promover una nueva masculinidad basada en el respeto a la mujer y la responsabilidad paterno- filial y conjunta del hogar, la fidelidad, la erradicación del alcoholismo, la promiscuidad y los hábitos asociados al machismo y la desintegración familiar.

Asimismo, destacó que un aliado en la prevención de la violencia contra la mujer lo constituyen los medios de comunicación social y las Tecnologías de la Información y Comunicación (TIC), por lo que a través de las radios de los Centros Tecnológicos Comunitarios se transmiten mensajes de vida y el respeto a la mujer.

últimas Noticias
Noticias Relacionadas