Internacionales

Madrid, (Servicios especiales de Vanguardia del Pueblo) Izquierda Unida (IU) propuso una reforma constitucional para establecer en España un modelo federal en beneficio de las clases populares y defendió un referendo en Cataluña que no se circunscriba al tema territorial.

El candidato presidencial de la agrupación, Alberto Garzón, presentó las propuestas luego de reunirse con el presidente del gobierno, Mariano Rajoy, en el contexto de consultas que este realiza para formar un frente contra el independentismo catalán.

Al respecto afirmó que su organización no está de acuerdo en el pacto de estado propuesto por Rajoy contra el independentismo catalán, porque lo considera un teatro y por el contrario insiste en una salida negociada al conflicto de esa región del noreste de España.

No se puede resolver un problema político en los tribunales, estamos en desacuerdo con cualquier pacto que divida a catalanes o españoles, precisó.

Según su criterio, el principal problema no es entre catalanes y españoles sino entre ricos y pobres debido a políticas como las del Partido Popular (PP) y Convergencia Democrática (CDC), gobernantes en España y Cataluña, respectivamente.

Por ello, apuntó, IU propone una mesa de diálogo entre las fuerzas interesadas para facilitar una consulta popular no circunscrita únicamente al modelo territorial de Cataluña y poner en marcha un proceso constituyente hacia un estado federal pensado para las clases populares.

En opinión de Garzón la actual Constitución española aprobada en 1978 se quedó a la mitad, fue incumplida por los sucesivos gobiernos y casi 40 años después de aprobada está madura la posibilidad de debatir un nuevo modelo de convivencia y Constitución Federal.

El nuevo modelo, precisó, debe defender conquistas sociales como educación y sanidad pública, que el neoliberalismo de CDC y PP -dijo- está tratando de arrasar.

últimas Noticias
Noticias Relacionadas