Nacionales

El juez de la Instrucción Especial de la Suprema Corte de Justicia, Francisco Ortega, recesó hasta hoy a las cinco de la tarde la audiencia preliminar iniciada la noche del martes contra las personas arrestados por los supuestos sobornos de la constructora Odebrecht.

El magistrado juez tomó la decisión para que los abogados de los involucrados puedan acceder a las copias del expediente acusatorio formulado por el Ministerio Público.

La decisión del magistrado Ortega ordena el desglose del proceso, debido a que el imputado Bernardo Antonio Castellanos se encuentra fuera del país, y rechazó anular el proceso como solicitaron abogados de la defensa.

La audiencia arrancó después de las 8:23 del martes en la sala Augusta de la Suprema Corte de Justicia y en ella Ortega escuchó las posiciones de la defensa y del Ministerio Público tras lo cual tomó un receso para deliberar.

La defensa, en sentido general, había alegado que sus representados estaban indefensos porque no se les notificó el auto de audiencia por lo que exigían que se suspendiera y ordenaran la libertad de sus defendidos para que acudan a otra en libertad.

El Ministerio Público expresó que no tenía objeción de que el juez establezca el tiempo necesario para poner en conocimiento de la medida a los imputados a través de sus abogados.

Fue entonces que, después de un receso, el juez Ortega pasada la una de la mañana, decidió recesar la audiencia hasta las cinco de la tarde para decidir medidas de coerción contra los arrestados por los supuestos sobornos de Odebrecht.

El proceso es conocido en la Suprema Corte de Justicia por tratarse de un caso con jurisdicción privilegiada, ya que están involucrados tres legisladores y un ministro.

Los senadores

Los senadores Julio César Valentín y Tommy Galán, del Partido de la Liberación Dominicana, PLD, acudieron al proceso de conocimiento de medidas de coerción acompañados de sus abogados, quienes se incluyen en el grupo de acusados por supuesta corrupción, pero quienes gozan de inmunidad por sus condiciones de legisladores, por lo cual no pueden ser apresados, a menos que sus respectivas cámaras les retiren ese privilegio.

Galán, senador por San Cristóbal, admitió que la citación le llegó a las 6:30 de la tarde y decidió acudir para responder a cualquier pregunta.

Valentín, senador por la provincia Santiago expresó que no fue sido citado por el caso, pero que se enteró por algunas vías que otros actores que han sido acusados sí fueron citados y esa información le bastó para acudir ante el magistrado de la instrucción de ese proceso.

El legislador se presentó junto a sus abogados para mostrar su inocencia ante” cualquier mención e imputación en este o cualquier otro acto que sea contrario a la ley”.

Valentín dijo que desconoce el proceso y que cuando tenga las informaciones se expresará al respecto ante los medios.

últimas Noticias
Noticias Relacionadas