Internacionales

Lula tranquilo, pero indignado

El ex presidente de Brasil Luiz Inácio Lula da Silva, preso político desde el 7 de abril en Curitiba, afirmó que “como todo inocente estoy tranquilo, pero indignado” con la injusticia de la cual es víctima.

En su primera manifestación pública después de comenzar a cumplir una condena de 12 años y un mes de cárcel en la Superintendencia de la Policía Federal de Curitiba, Lula dijo que continúa desafiando a Lava Jato, el Ministerio Público, al juez Sergio Moro y al tribunal de segunda instancia a probar el delito que alegan que él cometió.

Tengo la certeza de que no está lejos el día cuando la Justicia valdrá la pena. La hora en que se defina que quién consumó un delito sea castigado y quien no lo hizo sea absuelto, escribió el ex dignatario en una carta leída por la presidenta nacional del Partido de los Trabajadores (PT), Gleisi Hoffmann.

El mensaje, entregado a la dirigente petista por los abogados del ex presidente, agradece además a los manifestantes congregados desde el propio día 7 en el campamento Lula Libre por su resistencia y su presencia solidaria allí.

Lula concluyó su misiva reiterando que continúa creyendo en la justicia y por eso está tranquilo, aunque indignado, como todo inocente cuando sufre una injusticia.

Hoffmann será una de las 12 integrantes de la delegación de la Comisión de Derechos Humanos y Legislación Participativa del Senado Federal que mañana martes verificará las condiciones en que cumple condena en Curitiba el ex gobernante.

La visita del grupo fue confirmada hoy por el líder de la bancada del PT en la Cámara alta, Lindbergh Farias, quien una vez más criticó el hecho que nueve gobernadores fueran impedidos por la justicia de visitar al ex dignatario la semana pasada.

Esa restricción de visitas impuesta al presidente es inaceptable; él está en una situación de aislamiento e incomunicado, denunció durante una conferencia de prensa ofrecida en el campamento Lula Libre, instalado en las inmediaciones de la Superintendencia de la Policía Federal, donde cumple condena como preso político el líder histórico del PT.

Farias recordó que, según la ley, Lula puede ser visitado por abogados, familiares y amigos; pero el Poder Judicial -dijo- se cree por encima de todo eso.

Presente en el encuentro con los periodistas, el líder de la bancada petista en la Cámara de Diputados, Paulo Pimenta, anunció que también será formada una comisión externa de esa Casa para viajar hasta Curitiba.

Son diputados de diferentes partidos que deberán venir aquí mañana para ejercer aquello que la Constitución nos permite: visitar a Lula, subrayó.

El legislador petista coincidió en que no es razonable que se produzca una situación como la de días atrás, en la cual el ex presidente Lula, además de preso político es impedido de recibir visitas, algo que es permitido por el artículo 41 de la Ley de Ejecución Penal.

No puede existir ninguna medida administrativa que sea restrictiva en relación a lo que establece una ley, insistió Pimenta, citado por el periódico Brasil de Fato.

Crédito: Fotografía por la agencia AP

últimas Noticias

Noticias Relacionadas