Economía

Tensiones comerciales deterioran expansión de intercambio mundial

Las tensiones comerciales que distinguen hoy el mercado, resultado del aumento del proteccionismo propugnado por Estados Unidos, comienza a afectar el crecimiento del intercambio de bienes, a juzgar por los reportes de diversos organismos al respecto.

De acuerdo con datos de la Agencia Holandesa CPB para Análisis de Política Económica, el comercio mundial decreció un 0,9 por ciento trimestral entre octubre y diciembre de 2018 frente al 1,3 por ciento de crecimiento registrado durante el trimestre anterior.

Asimismo, en términos mensuales, el intercambio retrocedió en diciembre en 1,7 puntos porcentuales tras la caída del 1,8 por ciento reportado en noviembre.

En un informe reciente de la Organización Mundial del Comercio (OMC), además, se alerta acerca de que la pérdida sostenida de impulso en el incremento del intercambio mundial pone de relieve la urgencia de reducir las tensiones que hoy priman.

La actual coyuntura, a la que se suman riesgos políticos continuos y la volatilidad financiera, presagia una desaceleración económica más amplia que la vaticinada antes por ese mismo organismo.

Todo apunta, de acuerdo con sus análisis, a una ralentización del crecimiento del comercio durante el primer trimestre de 2019.

Al aludir la presión de fricciones elevadas -cuyo mejor ejemplo es el pugilato que mantienen China y Estados Unidos con una imposición mutua de aranceles y sin acuerdo definitivo hasta la fecha-, la OMC calculó que las desviaciones más fuertes en este ámbito se acercan y, en algunos casos superan, los mínimos de la crisis financiera de la pasada década.

En relación al crecimiento del comercio se pronostica que este disminuirá a 3,7 por ciento en 2019 de un 3,9 por ciento esperado en 2018, aunque estas estimaciones podrían revisarse a la baja si las condiciones comerciales continúan deteriorándose.

También recientemente la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) estimó que el crecimiento del comercio se encuentra detenido, lo que refleja una reducción de la demanda.

Según el organismo, el intercambio internacional pierde vigor debido a los conflictos arancelarios y repercute de manera adversa sobre la confianza de los inversores de todo el orbe.

Debido a las tarifas arancelarias adoptadas especialmente por Estados Unidos, el comercio mundial se ha ralentizado fuertemente, y los nuevos pedidos en numerosos países siguen en declive, apuntó la OCDE.

Informes recientes de la Asociación Internacional de Transporte Aéreo (IATA) revelan asimismo que la demanda mundial de carga por este medio disminuyó 1,8 por ciento en enero de 2019 frente a idéntico mes del pasado año y marcó así su peor desempeño en los últimos tres años.

La actividad económica mundial y la confianza del consumidor muestras signos de debilitamiento, lo que ha sido verificado, a su vez, por el Índice de Gerentes de Compras elaborado por la compañía IHS/Markit que advierte de caídas en los pedidos de exportación globales desde septiembre de 2018.

«Los mercados de carga aérea se contrajeron en enero. Esto es un empeoramiento de una tendencia debilitadora que comenzó a mediados de 2018. A menos que las medidas proteccionistas y las tensiones comerciales disminuyan, hay pocas posibilidades de una rápida vuelta a la normalidad», dijo Alexandre de Juniac, Director General de IATA.

El entorno operativo para la carga aérea es cada vez más desafiante. La demanda de carga aérea creció un 3,5 por ciento en 2018, una desaceleración significativa con respecto a 2017 que registró un crecimiento extraordinario del 9,7 por ciento, sostuvo además el funcionario.

El debilitamiento del comercio global, la caída de la confianza del consumidor y los vientos en contra geopolíticos, añadió, contribuyeron a una desaceleración general del crecimiento de la demanda que comenzó a mediados de 2018.

La voz de la industria debe recordar a los gobiernos que el papel de la aviación, incluida la carga aérea, es de vital importancia. El comercio genera prosperidad. Las medidas proteccionistas solo generan víctimas y las guerras comerciales, perdedores», señaló De Juniac. (Ivette Fernández Sosa Prensa Latina)

últimas Noticias
Noticias Relacionadas