Internacionales

Unos 50 mil trabajadores del fabricante estadounidense de automóviles General Motors siguen en huelga para reclamar mejores salarios y condiciones laborales, mientras el sindicato United Auto Workers negocia con la empresa.

Según reportes de prensa, grupos de demandantes se concentraron este martes ante medio centenar de plantas e instalaciones de la compañía en nueve estados del país para protestar y dificultar las operaciones.

El paro, el primero desde 2007, comenzó en la medianoche del domingo tras dos meses de conversaciones entre dicho sindicato (UAW, por siglas en inglés) y General Motors con el fin de firmar un contrato colectivo.

Los trabajadores pretenden también mayores prestaciones sanitarias y que la empresa limite el uso de empleados temporales y cancele sus planes de cerrar en 2020 las respectivas plantas de Lordstown y Hamtramck, en Ohio y Michigan.

A juicio de UAW, las dos partes negociadoras están solamente de acuerdo en el dos por ciento del contenido del contrato colectivo, y eso sugiere posturas alejadas y mucho tiempo para una posible solución, apuntaron diversas fuentes.

Hasta ahora, se desconoce cuánto durará la huelga, aunque General Motors indicó que posee la suficiente cantidad de vehículos para suministrar al mercado durante los próximos casi dos meses.

últimas Noticias
Noticias Relacionadas