Internacionales

Comienzan elecciones generales en España

Con la apertura de las urnas comenzaron hoy las elecciones generales en España, que como hace apenas seis meses volverán a estar marcadas por la ausencia de mayorías absolutas para garantizar la formación de un Gobierno.

A esta votación, la segunda en 2019, están convocados poco más de 37 millones de electores para renovar el Senado (208 escaños) y el Congreso de los Diputados (350 bancas), la Cámara Baja encargada de elegir al próximo presidente del país.

Los comicios legislativos de este domingo -los cuartos en cuatro años- son una repetición de los celebrados el pasado 28 de abril, debido a que los principales partidos políticos no consiguieron alcanzar un acuerdo de gobernabilidad.

Con una crisis abierta en Cataluña que beneficiaría a los partidos de la derecha, en particular al ultraderechista Vox, la nueva cita con las urnas dejará, a juzgar por las encuestas, una mayor fragmentación parlamentaria, lo que podría extender la parálisis institucional.

De confirmarse esa predicción, ninguna de las cinco principales fuerzas con representación en la Cámara Baja alcanzará la mayoría suficiente, por lo que una vez más serán necesarios los acuerdos para desbloquear la situación en un país sin cultura de pactos.

Un escenario que ya ocurrió en las elecciones de diciembre de 2015, las cuales debieron repetirse en junio de 2016, y tras las celebradas en abril de este año, que volvieron a mostrar la ineptitud de la clase dirigente para ponerse de acuerdo.

Las elecciones de diciembre de 2015 marcaron el fin del bipartidismo encarnado durante cuatro décadas por los partidos Popular (PP) y Socialista Obrero Español (PSOE), con la entrada de dos nuevas agrupaciones: el izquierdista Podemos y el liberal Ciudadanos (Cs).

La inestabilidad que comenzó entonces se agudizó luego de la contienda de abril, con la irrupción en el Congreso del partido de extrema derecha Vox.

Liderada por Santiago Abascal, esa formación obtuvo hace seis meses 24 escaños, un triunfo sin precedentes para la ultraderecha española, ausente del tablero político desde el final de la dictadura de Francisco Franco en 1975.

Ahora, los sondeos pronostican que Vox -con un duro discurso contra la inmigración y a favor de ilegalizar a las formaciones separatistas catalanas- llegaría a duplicar su presencia en el Congreso y pasaría de quinta a tercera fuerza, apenas superada por PSOE y PP.

Durante sus mítines de cierre de campaña, el líder socialista y presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, llamó a los españoles a impedir el ascenso de los ultranacionalistas.

El candidato a la reelección presentó a la centenaria agrupación socialdemócrata como la única con posibilidades de detener el auge de los dirigidos por Abascal.

Los casi 23 mil colegios electorales habilitados para la ocasión permanecerán abiertos hasta las 20:00 hora local y tres horas después está previsto que se conozcan los resultados casi definitivos.

Para garantizar la tranquilidad de la jornada, el Gobierno puso en marcha un dispositivo de seguridad integrado por unos 93 mil agentes en toda la nación ibérica.

últimas Noticias
Noticias Relacionadas