Hablan los hechos

Es el PLD partido de naturaleza progresista

“La gran responsabilidad que tienen ustedes, a partir de ahora, es trabajar en cada una de sus secretarías y dotar a este partido de posiciones progresistas”, palabras de motivación del Presidente del Partido de la Liberación Dominicana, Temístocles Montás a los recién juramentados titulares de secretarías en el PLD.

Si bien el mensaje se ha dirigido a que el secretariado del PLD se dinamice y asuma posiciones públicas en cada una de sus especialidades, lo cierto es que la exhortación también le sirve a todo el Partido.

Las estructuras de base tienen que recomponerse, desde los Comités de Base hasta el Comité Central, cuyos integrantes de este último organismo vienen dando muestras de disposición al trabajo, como se demostró en el desarrollo de los encuentros en provincias y municipios organizados por comisiones del Comité Político.


Las estructuras del PLD son entidades vivas, aunque adormecidas, que requieren despertar para emprender nuevos caminos y asumir los retos que se tienen por delante.

No se debe esperar un mandato de la dirección para comenzar a abrir locales, convocar a los organismos, poner el tema de las comunidades en agenda y canalizar las quejas que se tenga por la vía correspondiente.

Explicó el Profesor Juan Bosch que “al Partido de la Liberación Dominicana le tocó el papel de descubridor , desde el punto de vista político , de la realidad social y por tanto económica e histórica de nuestro país, y a partir de ese descubrimiento se organizó con un plan muy preciso, que fue el de formarles conciencia política a sus adherentes”

En las instancias de dirección partidaria eso se tiene bien claro de ahí su determinación de relanzar sus estructuras para salir del letargo, y mientras se asumen las tareas electorales con miras a las elecciones de febrero y mayo del año próximo, relanzar y consolidar sus órganos y organismos.

A pesar de las renuncias de dirigentes, el Partido de la Liberación Dominicana sigue siendo la principal fuerza política del país, como lo siguen presentando las mediciones e investigaciones realizadas.

Es una realidad situada más allá de lo mediático por lo que debe demostrarse con las acciones de cada miembro. Se tiene que volver al Partido, adecuar los locales, rescatarlo donde se han perdido, para que el militante antes de llegar a su casa pase por allí y pregunte por las tareas asignadas.

La dirección pone el ejemplo

La semana pasada el Comité Político se reunió en dos ocasiones. El martes 5 de noviembre y un encuentro tipo retiro el sábado 9 de noviembre, que se hizo con la mayor discreción para poder aterrizar en las cosas pendientes.

El lunes se designaron los titulares de secretarias vacantes por renuncias de sus coordinadores y los que se tenían pendientes designar y el viernes fueron juramentados y posicionados; ya esos compañeros y compañeras están procurando sus espacios en la Casa Nacional y han llamado a reunión a los subsecretarios para acogerse al llamado que le hiciera la presidencia del Partido.

“El mensaje que queremos transmitirles a todos ustedes es que la voluntad del Comité Político es que esto vuelva a funcionar, que este vuelva a ser el órgano que defina las posiciones del Partido en cada una de las áreas de sus competencias” es otro de los detalles de Temístocles Montás al juramentar los nuevos incumbentes de los órganos de trabajo del PLD, que tiene que cumplirse.

En el PLD se tiene una lección aprendida y es la que a esta organización no se llegó a buscar cargos públicos, se llegó al PLD, inspirado en los ideales progresistas y de liberación enarbolados por el Profesor Juan Bosch, que dan sustento a la teoría boschista por la que se rige el partido morado.

Desde un principio miembros y militantes llegaron para defender una causa, la del pueblo, defendiendo dicha causa y respondiendo a las comunidades, es como se llega a los cargos y desde ahí , entonces servir al pueblo con más ardor

Un partido progresista

En la recomendación del Presidente del PLD a los nuevos secretarios y secretarias está la de dotar al Partido de posiciones progresistas.

En la Declaración de Principios se establece que el Partido de la Liberación Dominicana nace y reafirma su compromiso de ser una organización Progresista, porque rechaza las concepciones y prácticas populistas, autoritarias y neoliberales.

En el artículo 1 de los Estatutos también se establece la definición de partido de naturaleza progresista, popular y moderna

El Progresismo es un concepto ideológico, una práctica, que defiende y busca el desarrollo y el progreso de la sociedad en todos los ámbitos y especialmente en el político-social.

Eso significa un compromiso con la justicia social, con los olvidados, con las mujeres, con sus derechos, con los derechos de los discapacitados, con el derecho de los que menos tienen.

El papel del PLD, desde el Partido y desde el gobierno, es siempre llevar soluciones a esa parte de la población que no cuenta con recursos y posibilidades, como se hace en la presente gestión de gobierno.

Se tiene claro que el compromiso ha sido y debe seguir siendo encausar el PLD por un proceso que reitere la concepción de partido progresista y aleje las amenazas de ser dominado por ideas conservadoras.

últimas Noticias
Noticias Relacionadas