Hablan los hechos

Palestina con metas de recuperar derechos escamoteados

Por: Adalys Pilar

La activista Wisam el-Rayes aseguró que el pueblo palestino seguirá luchando en 2021 para recuperar sus derechos en una patria que les fue escamoteada por el Gobierno sionista, tras despedir uno de los años más sombríos.

“Israel sigue confiscando nuestras tierras para construir más colonias, las cuales proliferan como cáncer en Cisjordania; continuamos perdiendo militantes por la libertad, quienes son brutalmente asesinados por sus soldados”, denunció la vocera de la Federación de Mujeres Palestinas en declaraciones .

Otros de los males lacerantes —dijo— son el bloqueo económico, la clausura de carreteras y el desempleo, los cuales deterioran las condiciones de vida de nuestros hermanos.

El-Rayes manifestó preocupación por el ensombrecido panorama en el que sobreviven casi dos millones de personas dentro de la cercada y bombardeada Franja de Gaza, que encara ahora, como si fuera poco, una segunda oleada de la Covid-19.

La pandemia es una amenaza para la vida en esos predios debido a las limitaciones de recursos para contener el flagelo. A ello se suman las secuelas en el terreno económico al perjudicar sectores como el turismo, entre otros, lo que conllevó a la eliminación de muchos empleos y al incremento de la pobreza, ya endémica en la zona, comentó.

Más de 1 000 integrantes de ese pueblo árabe perdieron la vida desde la aparición del brote inicial en la ciudad de Belén, durante el mes de marzo.

Funcionarios de la Autoridad Nacional Palestina (ANP) advirtieron que los territorios bajo su jurisdicción están al borde de una catástrofe sanitaria, debido a la proliferación del SARS-CoV-2 y a la fragilidad del sistema de sanidad local, ya saturado.

Luego de un declive en los contagios, la ANP volvió a aislar ciudades y aldeas con elevadas tasas de infecciones, prohibió el transporte entre gobernaciones y reinstauró toques de queda generales los viernes y sábado, en tanto de domingo a jueves el confinamiento impera en las noches y madrugadas.

Aunque 2020 ha sido un año difícil para todos, ciertamente la confluencia de tantos factores negativos ha ahondado en nuestras heridas, añadió El-Rayes.

Esperamos —subrayó— que el 2021 sea el de la liberación y la paz, y lograrlo requiere el establecimiento de un Estado soberano con Jerusalén oriental como su capital, junto a la excarcelación de los prisioneros palestinos que permanecen tras las rejas en cárceles israelíes.

Según informes de defensores de derechos humanos, decenas de ellos están en dichas penitenciarías en calidad de detención administrativa, o sea, sin juicio previo ni cargos públicos en su contra.

Noticias Relacionadas