Internacionales

China urgió hoy a Estados Unidos a resolver sus problemas de democracia en vez de alentar el conflicto en nombre de ese concepto, y además rechazó la inclusión de 12 empresas en una lista negra de Washington.

Zhao Lijian, vocero del Ministerio de Relaciones Exteriores, comentó que la cumbre convocada por la Casa Blanca sobre democracia busca contener y oprimir a otras naciones, además de provocar el secesionismo y la confrontación, porque incluyó entre los invitados a Taiwán.

«La comunidad internacional ha visto con más claridad el propósito de la cumbre, pues no solo están atentos a lo que Estados Unidos dice, sino a lo que hace», indicó.
Deploró el afán por monopolizar el derecho a definir y juzgar la democracia, e imponer los modelos occidentales en otras naciones como herramienta geopolítica, al asegurar que en el suelo norteamericano está políticamente polarizada y socialmente fracturada.

Zhao rechazó la invitación de Taiwán a la anunciada cumbre, exigió el cese de todo tipo de contactos oficiales con la isla y defendió el principio de Una sola China.
Igualmente, manifestó oposición a las nuevas sanciones impuestas por Washington a empresas del gigante asiático bajo el argumento de tener preocupaciones de seguridad nacional, tras calificar la acción como una evidencia de la histeria y falta de escrúpulo de dicho país.

últimas Noticias
Noticias Relacionadas