Salud

La Organización Mundial de la Salud (OMS) llamó hoy a invertir en el enfoque Una Sola Salud para prevenir y hacer frente a las amenazas comunes que afectan también el bienestar de los seres humanos, los animales, las plantas y el medio ambiente.
Con esa convocatoria la OMS se unió a las organizaciones comunitarias que celebran este jueves la octava campaña anual del Día de Una Sola Salud para despertar la atención global sobre la importancia de esa perspectiva, basada en la comprensión de cómo las acciones y políticas humanas pueden afectar a la salud de los animales y el medio ambiente.
Dicha visión es de eficacia probada para la formulación de políticas y la colaboración intersectorial con el fin de prevenir la aparición y reaparición de enfermedades zoonóticas y transmitidas por vectores, a partir de garantizar la inocuidad de los alimentos y el mantenimiento de una producción alimentaria sostenible.
A través de Una Sola Salud, como estilo de vida, se reducen las infecciones resistentes a los antimicrobianos y se abordan las cuestiones medioambientales para mejorar colectivamente la salud humana, los animales y la naturaleza, afirmó la OMS en su mensaje.
Este enfoque, afirmó, crea oportunidades para movilizar a toda la sociedad, de modo que veterinarios, médicos, epidemiólogos, profesionales de la salud pública, expertos en fauna salvaje, líderes comunitarios y personas de distintos sectores puedan trabajar juntos sin compartimentaciones para hacer frente a las principales amenazas de salud.
Además de salvar vidas y promover el bienestar, las acciones emprendidas bajo esa visión ofrecen enormes beneficios económicos.
Según la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura y el Banco Mundial, los esfuerzos bajo Una Sola Salud podrían reportar a la comunidad mundial al menos 37 mil millones de dólares al año, teniendo en cuenta que la inversión requiere menos del 10 por ciento de esta cantidad.
Por ejemplo, la adopción de esa estrategia para la prevención mediante la reducción de la deforestación generaría unos beneficios secundarios de cuatro mil 300 millones de dólares, gracias a la reducción de las emisiones de dióxido de carbono.
El director general de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus, consideró que «solo se puede proteger y promover la salud de los seres humanos protegiendo y promoviendo la salud de los animales y del planeta, del que depende toda la vida».
Las repercusiones sobre la salud de la crisis climática, la contaminación del agua, la insalubridad de los alimentos y el aumento de los brotes de enfermedades son algunos de los mayores retos a los que se enfrentan hoy la humanidad y el planeta, precisó.
Al respecto, mencionó que solo la contaminación del aire provoca siete millones de muertes de seres humanos y pérdidas por valor de tres billones (millón de millones) de dólares al año, mientras la resistencia a los antimicrobianos genera cinco millones de fallecimientos anuales, que hasta 2050 pueden causar daños económicos por unos 100 billones

últimas Noticias
Noticias Relacionadas