Editorial

Búsqueda de editoriales

Se han encontrado 365 editoriales

La agenda RD en el Consejo de la ONU

La República Dominicana hizo su debut en el Consejo de Seguridad de la Organización de las Naciones Unidas llamando la atención sobre los impactos de las catástrofes naturales sobre la paz y la seguridad.

El canciller de República Dominicana, aprovechando el escenario de una ceremonia de presentación de los nuevos integrantes del Consejo trazó el eje central que guiará la presidencia del órgano, la que le corresponde en el presente mes de enero.

República Dominicana, los países del Caribe y los pequeños Estados insulares, son altamente vulnerables a los efectos de las catástrofes naturales, las que se ha comprobado no son fenómenos aislados, teniendo mucho que ver con el cambio climático que daña la economía, la vida de nuestra gente y por ende la tranquilidad y la paz.

La representación dominicana al delinear sus propósitos presidiendo el Consejo de la ONU, retomó el planteamiento que hiciera ante la Asamblea General en el 2017, cuando exigió que los países asuman sus responsabilidades en el calentamiento global y tomen medidas para contrarrestarlo, reclamando a las Naciones Unidas que creen un fondo especial para ayudar a los Estados pobres cuando sufren desastres naturales.

En esa oportunidad planteó buscar la manera de apoyar los gobiernos que no pueden enfrentar solos la reconstrucción de sus respectivos países por los daños provocados por estos desastres naturales.

La defensa del medio ambiente y el llamando para que la comunidad internacional preste atención sobre los impactos de las catástrofes naturales sobre la paz y la seguridad son algunos de los puntos que ocuparán la atención del país en el Consejo, en el cual debuta presidiéndolo en este Enero y cuya membresía se extenderá por dos años.

Si somos consecuentes como nación procurando sensibilidad y solidaridad ante las tragedias ocasionadas por los fenómenos naturales, en el tiempo de permanencia en el Consejo no debe pasarse por alto un tema de vital importancia para el país y porque no decirlo, para la región, la situación del vecino Haití.

La presencia nuestra en ese órgano especial de la ONU es una oportunidad para explicar debatir y mostrar nuestra política migratoria, analizada y frecuentemente criticada, por una comunidad internacional que solo ve una arista de un tema complejo.

Haití es una cruda realidad en términos políticos, económicos, de medio ambiente. El caos es predominante. Nosotros que somos sus vecinos más cercanos, un país en vía de desarrollo, no puede solo con esa pesada carga. La comunidad internacional tiene que mirar a nuestros vecinos y hacer los aportes correspondientes para que se salga de ese letargo.

La presencia de República Dominica en el Consejo de Seguridad de la ONU es una oportunidad para reducir la presión de la fuerte carga que son nuestros vecinos y conseguir que la mirada de la comunidad internacional vuelva al Estado que recién cumplió 210 años de independencia, aunque sumido en el olvido y la pobreza extrema.

Por: Redacción | 07 Ene 2019 | En:  Editorial
Por un nuevo año de progreso y prosperidad

Concluir el 2018 con el informe de que la economía dominicana cerraría con un crecimiento promedio de 7.0%, es un buen indicativo de que tendremos un 2019 próspero y de progreso para el pueblo dominicano, como son nuestros mejores deseos.

Este informe del Banco Central viene a corroborar los pronósticos sobre el comportamiento económico de República Dominicana ofrecido por la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL), que al igual que el organismo financiero local afirma que República Dominicana terminó liderando las economías de América Latina.

El crecimiento promedio de 7.0% es el resultado de una variación acumulada de 6.9% en enero-septiembre y una estimación preliminar de 7.1% en el último trimestre del año.

Estos resultados superan los del año 2017, lo que significa la continuación de una marcha ascendente durante ocho años, parámetro que se toma en cuenta para apuntar hacia el desarrollo de una nación.

Con el informe sobre la economía queda demostrado que la República Dominicana se encuentra en un indiscutible período de bonanza, estimulado por políticas públicas idóneas de respaldo a diferentes sectores productivos.

La combinación de un crecimiento sostenido con una inflación por debajo de lo proyectado es más que alentador por lo que los diferentes sectores que inciden en la economía muestran signos muy favorables para el próximo 2019.

Mientras la economía mundial muestra incertidumbre, la dominicana crece, lo que hace que en el exterior se nos vea como un referente y aquí se refuerce la confianza en el gobierno del PLD y se apuntale el optimismo que predomina en la población.

Si bien exhibimos con orgullo el crecimiento, estamos conscientes que persisten rezagos en sectores vulnerables y en el llamado gasto social, que son desafíos importantes para nuestras autoridades.

Aunque no se alcance la calidad deseada se mantiene la estabilidad y el crecimiento y con ellos la posibilidad de seguir avanzando, esperanzados que la vida de la gente mejorará, son nuestras aspiraciones, la que combinamos con los deseos de paz y armonía.

Por: Redacción | 31 Dic 2018 | En:  Editorial
Déjese envolver por el espíritu de la navidad

Este martes 25, día de la navidad, concluye un extenso fin de semana, que inició el viernes 21 y que ha hecho conexión con el día de nochebuena y de la navidad.

Desde el inicio del año se planificó este largo asueto para las celebraciones festivas, los encuentros en familia, en comunidad y en los sitios de trabajo, porque son tiempos de convivencia y festejos.

Una brisa fresca nos envuelve, se reciben recursos extras, regalamos y nos regalan y llegan desde el exterior familiares, amigos y relacionados a disfrutar de la temporada.

Un intenso movimiento comercial ha acompañado estos días creando un gran impulso a la economía que estimulan las celebraciones.

El gobierno mediante el Plan Social de la Presidencia y los Comedores Económicos por un lado, y dirigentes nacionales del Partido de la Liberación Dominicana, por el otro, han entregado miles de cajas conteniendo los artículos usados en la cena de nochebuena mitigando precariedades y limitaciones para que se pueda cumplir una tradición, que la gente que real y efectivamente lo necesita, agradece.

Se da seguimiento a una tradición dominicana de muchos años y así se extiende la mano solidaria.

Festejos y viajes deducen un gran desplazamiento por calles, avenidas y carreteras que ameritan cuidado por el congestionamiento en el tránsito y la aglomeración humana.

Nuevamente los organismos preventivos han dispuesto el despliegue de miles personas, entre ellos brigadistas, médicos, paramédicos, militares y policías, quienes trabajan para resguardar vida mientras usted disfruta, evitando contratiempos y situaciones que puedan empañar la alegría de la navideña.

Aunque de nada sirve el patrullaje y la vigilancia si las personas insisten en conductas irresponsables, exponiéndose al peligro ellas y a los demás, por lo que se apela a la comprensión y colaboración.

El Partido de la Liberación Dominicana y su órgano de difusión en la web, Vanguardia del Pueblo, invita a disfrutar en paz, respetar el derecho de los demás, actuar con comedimiento y colaborar con las autoridades.

Déjese envolver por el espíritu de la navidad y disfrute en paz el nacimiento de Jesús, que se conmemora en esta fecha.

Por: Redacción | 24 Dic 2018 | En:  Editorial
Una advertencia en el 45 aniversario

Ya son 45 los años de existencia del Partido de la Liberación Dominicana (PLD) un adulto joven que en apenas cinco años llegaría a medio siglo de existencia en una carrera exitosa, en la que se ha recibido el respaldo del pueblo.

Desde el mismo momento de su nacimiento, el 15 de diciembre de 1973, emprendió una carrera de logros manifiesta en la formación de sus dirigentes y militantes y en la nueva forma de ejercicio de la política en todas las tareas que respondían a un método para realizarse, con reglas y normas que templaron ese liderazgo.

Sin duda alguna detrás de todo estaba la mano de un gran maestro, quien con paciencia ejerció la rama artística de la política, guiado por la disciplina que se sigue en la ciencia.

El Profesor Juan Bosch lo decía una y otra vez, la política es una ciencia y un arte que solo puede ejercerse en la sociedad, la que debe ser profundamente estudiada porque el estudio hace posible que se le conozca.

Eso lo enseñó el líder histórico del PLD dando como resultado dirigentes y militantes consagrados, identificados con su pueblo, del cual ha recibido un respaldo cualitativo

En 1973 en una asamblea que llevó el nombre del patricio Juan Pablo Duarte, Juan Bosch llamó a mujeres y hombres a emprender un nuevo rumbo para hacer posible completar la obra del patricio.

A 45 años de aquel día encontramos al PLD con el control del gobierno, avanzando en un cuarto periodo de gobierno consecutivo, con grandes realizaciones que exhibe con orgullo, cumpliendo con los postulados iniciales, aunque siendo blanco de las estrategias adversarias que procuran socavar la fortaleza, que en base al trabajo tesonero, se ha conseguido teniendo como estandarte la unidad partidaria.

No se descansa en los afanes externos de crear fricción a lo interno del PLD y estimular, con manzanas envenenadas, la división y el fraccionamiento, como ha sucedido en otros periodos de nuestra historia y en la de los pueblos de la región.

Desde el principio se hizo el compromiso de seguir el camino de servir al partido para que el partido pueda servir al pueblo, como quedó enarbolado en el lema que se coloca en los encabezados de los documentos de la organización y que se pronuncia a viva voz en los actos y reuniones partidarias “Servir al Partido para Servir al Pueblo”.

Lo que entraña este lema, que aun retumba los locales y lugares de reuniones de miembros, es hacer de la práctica de la política un servicio. Si nos apartamos de esas directrices, todo lo logrado, que es mucho si comparamos lo de ayer y lo de ahora, se puede derrumbar.

La reflexión que sirva de advertencia en la celebración del 45 aniversario de la más exitosa organización política de la historia dominicana. Conservaremos el respaldo del pueblo en la misma medida que se mantenga el servicio incondicional a las comunidades que lo requieran y demanden.

Celebremos los logros alcanzados en el Partido y en el gobierno, sigamos el trabajo para conservar la confianza que ha depositado en nosotros el pueblo dominicano para seguir el combate a la desigualdad social, que a pesar de las realizaciones y el trabajo, sigue presentándose como un obstáculo en la lucha contra la pobreza.

El signo distintivo del Partido de la Liberación Dominicana es el servicio y una estrecha relación con la sociedad de la que no debemos apartarnos para mantener la confianza ganada en el pueblo dominicano.

Honremos nuestro líder histórico, profesor Juan Bosch y a todo pulmón gritemos ¡Que viva el pueblo dominicano!

Por: Redacción | 17 Dic 2018 | En:  Editorial
Interpretando el sentir popular

El respaldo ofrecido al gobierno en la decisión de no firmar el Pacto Mundial para la Migración Segura, Ordenada y Regular, propuesto por la Organización de las Naciones Unidas (ONU), avalan lo correcto de la medida.

Aunque se precisaba que no era “vinculante” el pacto tiene consigo obligaciones que en el caso dominicano, podrían ser calamitosas.

En la lectura del documento en el que se fijó la posición oficial se admite que el pacto tiene disposiciones que son bien vistas por el gobierno dominicano, aunque también plantea aspectos que son contrarios al interés nacional.

El tratado genera compromisos al Estado dominicano que afectaría su capacidad para hacer valer disposiciones sobre migración, que como se sabe son soberanas y aplicar las políticas migratorias que devienen de sentencias de nuestros altos tribunales y de leyes que han salido de nuestro Congreso.

Se deduce de la lectura del texto compromisos que pondrían cargas económicas al Estado dominicano que desbordarían nuestros recursos.

De acoger el Pacto Mundial para la Migración Segura, Ordenada y Regular de la ONU, Republica Dominicana estaría limitada para responder a situaciones que podrían presentarse en nuestra frontera terrestre, conociéndose las dificultades en los procesos políticos de nuestros vecinos del lado Oeste de la isla.

Al dar a conocer la posición ante el pacto se explicó que el presidente Danilo Medina tomó en cuenta, por encima de cualquier otra consideración, el interés nacional a la luz de las condiciones particulares del país.

Reiteró su compromiso con una política de respeto a los derechos humanos en relación a las personas que emigran hacia nuestro país, aunque sin renunciar a la potestad soberana de hacer valer sus normas migratorias y de proteger sus fronteras.

La posición asumida era la reclamada y la única posible dentro de las circunstancias propias y exclusiva de un Estado, que comparte territorio con un país con desigualdades y contradicciones que vienen de lejos.

El respaldo ofrecido por la amplia mayoría a la postura gubernamental, permiten concluir que se ha hecho una correcta interpretación del sentir del pueblo dominicano.

Por: Redacción | 10 Dic 2018 | En:  Editorial
Una preocupación latente

Un despacho de la Oficina Nacional de Meteorología, publicado en la sección Medio ambiente de Vanguardia del Pueblo, recordó que el pasado 30 de noviembre finalizó oficialmente la temporada ciclónica 2018 para el Atlántico Norte, Golfo de México y área del Caribe.

No significa eso que haya cesado el peligro que representa los fenómenos naturales, frecuentes en el Caribe desde junio a noviembre; recordamos del pasado reciente ondas tropicales y tormentas en pleno diciembre que hicieron bastante daño.

La temporada ciclónica del 2018 se despide con un balance inferior en impactos de fenómenos atmosféricos al de otros periodos; pero queda entre nosotros la preocupación por los lugares vulnerables que persisten, a pesar de los esfuerzos de las autoridades para proteger zonas en peligro.

En el país se ha avanzado en la planificación de las acciones de prevención y mitigación para desastres naturales, tecnificando y dotando de nuevas tecnologías y capacitación los organismos que forman parte del Centro de Operaciones de Emergencias.

De la presente gestión de gobierno citamos el Sistema Nacional de Atención a Emergencias y Seguridad, el llamado 9 1 1, en donde se concentran las atenciones a los eventos que requieren tratamiento inmediato y un COE que está estrenando oficinas y tecnologías de punta para un mayor control de las eventualidades.

Pese a esos avances, tenemos en los campos y sobre todo en las ciudades, asentamientos humanos en zonas bajas inundables, contiguas a riberas o en bordes de precipicios y hondonadas, que son altamente vulnerables a los desastres provenientes de la fuerza de los vientos o los efectos de las inundaciones.

Por: Redacción | 03 Dic 2018 | En:  Editorial
En homenaje a nuestras mártires

El pórtico de la semana en curso está marcado por un día especial, por lo que significa para la necesaria paz de la humanidad y por la connotación para República Dominicana.

El periodo se inicia con la conmemoración del Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer, una resolución de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) en honor a las mártires dominicanas Patria, Minerva y María Teresa Mirabal asesinadas por la tiranía de Trujillo en 1960.

La violencia contra la mujer es una grave violación a los derechos humanos y representa un obstáculo para el logro de la igualdad, el desarrollo y la paz de cualquier país, tipificado como un flagelo, un látigo que lacera todo tipo de sociedades.

A diario se confirma que se trata de una plaga generalizada, que no conoce fronteras, que persiste en toda clase de nacionalidad, etnia, sectores sociales religión y organizaciones de la sociedad.

Son variadas las acciones violentas, violencia física, verbal, psicológica, sexual, hasta el extremo de llegar a transformase en una infracción criminal: El feminicidio.

En vísperas del El Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer resulta alentador para nuestro país el informe ofrecido por la Procuraduría General de la Republica, de que se han reducido los feminicidios con relación al pasado año.

Se dio a conocer que en lo que va de año, los feminicidios se han disminuido en un 18 %, en comparación con los 107 ocurridos en los meses de noviembre 2016 a octubre 2017. En 11 meses de este 2018 se han reportado 88 casos lamentables, lo que demuestra una disminución de las víctimas registradas en la misma cantidad de meses comprendidos en el período en comparación.

Es una cifra que continúa siendo elevada, pero este año ha habido 19 vidas perdidas menos, lo que hace que se mantenga la esperanza de que poco a poco esta problemática irá en descenso.

Los feminicidios son uno de los más terribles y vergonzosos flagelos sociales, y junto a él todo tipo de discriminación o de violencia, deben ser combatidos y denunciados, porque sencillamente en esta acción puede estar la diferencia entre la vida o la muerte de una mujer que puede ser su hija, hermana, vecina, prima o madre.

Cerremos filas con esta causa, a propósito de que iniciamos la semana y avanzamos en el mes de la No Violencia contra la Mujer en honor a las mariposas, las heroínas dominicanas Patria, Minerva y María Teresa.

Por: Redacción | 26 Nov 2018 | En:  Editorial
Con calidad para demandar respeto a nuestros conciudadanos

El secuestro de un grupo de profesionales dominicanos que se desplazaban en territorio nuestro en un transitar turístico en la franja fronteriza, ha hecho que se volcaran las miradas hacia esa conflictiva zona.

Mediante reportajes, análisis, comentarios, opiniones por montones en los medios de comunicación y redes sociales se presentó la indignación colectiva por el secuestro de este grupo de profesionales dominicanos, encabezado por un eminente medico.

El hecho ha desatado la tesis del antihaitianismo, por un lado y de la defensa de los haitianos, sumidos en la pobreza por el otro. Se ha hablado de invasión pacífica, de la propuesta de construcción de un muro y hasta se dejó entrever el surgimiento de una marcha de nacionales haitianos hacia Republica Dominicana, similar a los centroamericanos que avanzan hacia Estados Unidos.

Lo cierto es que la población ha reaccionado enfurecida al divulgarse los detalles del secuestro de estos ciudadanos dominicanos por nacionales del vecino país en tierra dominicana, despojándolos de sus pertenencias y los medios de transporte que utilizaban para su desplazamiento.

Es sin duda alguna una ofensa imperdonable, una transgresión a nuestras leyes y un delito internacional que requiere se le preste la debida atención.

Conocedores del tema vienen hablando de bandas organizadas con complicidad local, que ha prosperado en la práctica del rapto y secuestro como negocio, una infracción común, recurrente, según las explicaciones de reportajes periodísticos generados en la zona.

El suceso tiene que ser investigado y tomar los controles correspondientes, porque se nos quiere presentar esos territorios como zona de nadie, que admitiéndolo sería un acto de irresponsabilidad y una debilidad institucional que choca con los ideales libertarios enarbolados por nuestros héroes y mártires.

El bochorno de que fueron objeto nuestros conciudadanos merece que se exija a las autoridades haitianas una explicación, mientras las nuestras investigan las interioridades del caso, que al parecer tiene antecedentes.

Viendo el hecho objetivamente llegamos nuevamente a la conclusión de que se requiere en nuestra frontera mayores controles, autoridad y decisión.

República Dominicana ha dado sobradas muestras de respeto hacia con nuestros vecinos del lado occidental de la isla, de buena convivencia; y como tal, tiene méritos suficientes para demandar respeto para nuestros conciudadanos.

Por: Redacción | 19 Nov 2018 | En:  Editorial
Se ha cumplido con un importante compromiso

Con la presencia del Presidente Danilo Medina por varios días en la República Popular de China, junto a una comitiva de funcionarios de primera línea y conocidos empresarios nativos, se cumple con uno de los más importantes compromisos internacionales del país en materia de política exterior y de alternativas para reforzar nuestra economía.

Las criticas sin fundamento y las acciones que procuran minimizar el impacto de esta visita se colocan muy por debajo de los logros obtenidos en las relaciones internacionales de República Dominicana como Estado soberano y con miras al desarrollo y la sostenibilidad económica.

La deferencia de las autoridades chinas con la delegación dominicana y la atención que prestaron los empresarios del gigante asiático, se explican porque se ha comprendido en aquel enorme territorio, los progresos y transformaciones alcanzados por Republica Dominicana, que la han convertido en un referente en la región.

La realidad de la situación económica del país presentada en China supera con creces las barbaridades difundidas en los medios de comunicación por los tradicionales resentidos quienes simplemente se han limitado a ser difusores de carencias y limitantes, que se tienen también en cualquier parte del mundo.

Que se entienda, es en la segunda economía del mundo, en la principal exportadora de bienes terminados y en el país que posee las reservas monetarias más grandes del planeta que se firmaron dieciocho convenios que proveerán apoyo al desarrollo del país en distintos sectores.

Dentro de los acuerdos se encuentra un Memorando de Cooperación en el Marco del Cinturón Económico de la Ruta de la Seda y la Iniciativa de la Ruta Marítima de la Seda del Siglo XXI.

La participación de la República Dominicana en este proyecto, implica la inclusión del país en una ruta de navegación para uso comercial, que involucra ciento de miles de millones de dólares.

Sin duda alguna la presencia del Presidente Danilo Medina en la República Popular de China y la suscripción de importantes convenios redundará en beneficio de la población dominicana y contribuirá a mantener el crecimiento de la economía.

Por: Redacción | 12 Nov 2018 | En:  Editorial
Honrando al maestro y guía

“Nadie se muere de verdad si queda en el mundo quien respete su memoria”. Es frase perteneciente al ideario del Profesor Juan Bosch usada en el impreso de recordatorio de las actividades organizadas por el Partido de la Liberación Dominicana en la conmemoración del 17 aniversario de la partida del líder histórico del PLD.

Al escribir “partida” hacemos referencia a la ida del gran maestro del mundo terrenal dejándonos sus ideas, sus principios, su ejemplar vida y sus enseñanzas.

En las actividades realizadas en la Vega, ciudad que le vio nacer y en donde reposan sus restos, en la eucaristía realizada en la Catedral Inmaculada Concepción, se definió al Profesor Juan Bosch como “un hombre de principios claros y coherente”, cuyo legado es más de carácter espiritual que material, y quien no solo debe ser recordado, sino imitado”

Se recordó su condición de referente moral, intelectual y político de la sociedad dominicana, defensor de nobles causas.

La vida del profesor Juan Bosch es un modelo a seguir, un modelo de transparencia de ética, un modelo de legalidad, se resaltó en la ofrenda floral ante su tumba en el Cementerio Ornamental de la Vega, donde en vida pidió ser sepultado, para confirmar un acto más de nobleza, su sencillez.

En la más antigua academia del nuevo mundo, la Universidad Autónoma de Santo Domingo, se dijo que Bosch era sinónimo de moralidad, transparencia, democracia y patriotismo.

Y a propósito de diferencias de criterios a lo interno de su principal obra política, el Partido de la Liberación Dominicana, los discípulos del maestro de la política en República Dominicana, se apeló que se retome la disciplina partidaria y que las contradicciones se canalicen a través de los métodos del Partido.

En este aspecto se solicitó que los esfuerzos unitarios desplegados en la actualidad se fundamenten en la doctrina oficial del PLD, el Boschismo, definido en los Estatutos peledeísta como el conjunto de principios, interpretaciones de acontecimientos históricos, sociológicos, políticos e ideológicos, métodos y lineamientos organizativos, desarrollados y explicados en la obra política del Profesor Juan Bosch y en su ejemplar vida patriótica e intelectual”.

Las deliberaciones y reflexiones sobre los aportes del profesor Juan Bosch en diversos campos de la vida, a propósito de los 17 años de su fallecimiento, nos permiten concluir que su pensamiento y autoridad moral gravitan en su principal obra, el PLD y en toda la sociedad.

Por: Redacción | 05 Nov 2018 | En:  Editorial
Alegría y júbilo como resultado de una decisión consensuada

En las explicaciones de los dirigentes del Partido de la Liberación Dominica al finalizar la histórica reunión del Comité Central del pasado sábado, se ofrecen las razones por las cuales el regocijo predomina en la familia peledeísta y en el pueblo dominicano.

Una decisión adoptada por la mayoría absoluta de los 560 miembros de ese organismo de dirección partidaria, de los 607 convocados, demostrando así disciplina y entrega a la causa que han abrazado, reafirma el carácter de principio de la unidad partidaria.

Contrario a los sombríos pronósticos, nuevamente el PLD ofrece muestra de madurez y desarrollo político, adopta, como ha sido la tradición, una decisión por consenso.

Con la adopción de la modalidad de elecciones primarias y simultáneas usando el padrón general de la Junta Central Electoral, conformar una comisión para adecuar sus Estatutos a la recién promulgada Ley de Partidos y convocar a la Asamblea de Delegados para ratificar las modificaciones estatutarias que se sugieran, queda confirmado que la cordura y prudencia son factores predominantes en la dirigencia partidaria, señal clara de la prevalencia de la unidad, que tantos triunfos ha dado al partido morado de la estrella amarilla.

Se tiene claro la existencia de la diversidad de criterios y corrientes de pensamientos a lo interno de la organización, con una larga tradición de discusiones y debates hasta llegar al entendimiento razonado.

Conciencia plena se tiene que una fisura interna se reflejaría negativamente en la sociedad, en sus instituciones y hasta llegaría afectar la estabilidad macroeconómica, por lo que siempre se procuran soluciones armoniosas a las diferencias de criterios.

El diálogo respetuoso ha dado como resultado un consenso sobre tres puntos: aprobar la modalidad de las votaciones para escoger los candidatos y candidatas, acorde al mandato de la Ley de Partidos y para cumplir con una resolución de la Junta Central Electoral, adecuar los Estatutos a la nueva ley y convocar a la Asamblea de Delegados, que es el equivalente a la plenaria de dirigentes del Congreso Nacional del Partido, para asentar las sugeridas modificaciones.

Sin titubeo alguno se ha adoptado una decisión que viene a fortalecer la unidad del Partido de la Liberación Dominicana y por consiguiente sus condiciones para afrontar los nuevos retos y desafíos que constituyen las complejas elecciones del año 2020.

Vanguardia del Pueblo extiende una felicitación a los miembros del Comité Político y del Comité Central, a los dirigentes e integrantes del PLD por el esfuerzo desplegado que fructificará en el acuerdo aprobado por el Comité Central el 27 de octubre, día en que el espíritu de cuerpo y la determinación unitaria puso a rodar los tétricos pronósticos de opositores y sus acólitos. El entendimiento, la búsqueda de acuerdos es práctica que no debe perecer en el partido concebido y organizado por el Profesor Juan Bosch.

Por: Redacción | 29 Oct 2018 | En:  Editorial
Conquista que debemos preservar

Guiado por el pensamiento del Profesor Juan Bosch, un convencido que la actividad que más influye en la política es la economía. “Si la economía marcha bien, marcha bien la política, pero si marcha mal, marcha mal la política”, sostenía; podemos decir, con autoridad, que la cosa anda bien en República Dominicana.

La Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL) revisó las proyecciones de crecimiento de la actividad económica de la región para 2018 y espera una expansión promedio de 1,3% en América Latina y el Caribe durante este año y para 2019 se prevé una tasa de crecimiento del 1,8%.

Se vaticina un declive de las economías latinoamericanas, mientras República Dominicana sale a flote figurando entre las que tendrá un crecimiento, con una proyección de cierre del año con 5.7%, un contraste con los países de nuestra América.

Conociendo esos datos que provienen de un organismo multilateral especializado, se da a conocer que hemos escalado de la posición 104 a la 82 en el Índice Global de Competitividad, tabla que mide las capacidades de un país para proveer prosperidad a sus ciudadanos.

Lo que esto significa es que las políticas públicas de impulso al desarrollo productivo aplicadas por el gobierno van dando su fruto, más sin embargo un ambiente de duda e incredulidad prevalece en una parte importante de la población.

En una encuesta de recién publicación, de cierto nivel de credibilidad, el desempeño del gobierno no es bien valorado, lo que contrasta con los reales números de la economía, que retratan el verdadero sentir de la gente.

En la desaprobación ha jugado su papel la oposición política, quienes desde diferentes frentes atacan al gobierno y no cesan en sus afanes de sembrar el desconcierto en la población, pero también, debemos admitirlo, no se ha concebido una comunicación estratégica efectiva, lo que se manifiesta en mensajes dispersos, de pobre claridad y no bien dirigidos.

A eso le sumamos retraimiento en la defensa pública de la obra de gobierno y en algunos casos desconexión con la estructura partidaria que sustenta el gobierno.

El crecimiento con estabilidad es predominante en nuestra economía, conquista que debemos preservar a toda costa, porque es aquí en donde estriba la diferencia con nuestros hermanos países del continente en donde predominan desagradables ambientes de turbulencias y perturbaciones.

Por: Redacción | 22 Oct 2018 | En:  Editorial
Plausible noticia

Un precepto de nuestra Constitución deja establecido que las penas privativas de libertad a los infractores de leyes y normas ciudadanas de buen convivir están orientadas hacia la reeducación y reinserción social de las personas condenadas.

¿Se da cumplimiento a ese principio de nuestra Ley Fundamental? La respuesta es negativa.

Un informe del año pasado de la Oficina Nacional de la Defensa Pública indicó que las cárceles dominicanas están sobrepobladas, al punto de que en algunas de ellas el hacinamiento se eleva hasta en un 500 %.

La aglomeración no ofrece garantía alguna para que el interno, que es como se llama ahora al reo, pueda pasar por un proceso de reeducación e insertarse con un nuevo patrón de vida en la sociedad.

El Estado sabe de las calamidades de nuestras cárceles, de las que el pueblo conoce son antro de corrupción y descomposición social.

Se tiene consciencia de la necesidad de reformar las cárceles y dirigirlas a la reinserción en la sociedad de quienes, por una razón u otra, tengan que llegar a esos lugares a purgar una pena impuesta por los tribunales, por eso la existencia en el esquema de prisión dominicano del nuevo modelo carcelario.

Datos de la Procuraduría General de la República confirman la existencia de 41 recintos carcelarios en todo el territorio, De ellos 19 pertenecen al viejo modelo, el cual alberga una población de 16,616 privados de libertad, mientras que los 22 recintos restantes pertenecen al llamado nuevo modelo, que cuenta con una población de privados de libertad que asciende a los 9,542 internos, para un total de 26 mil internos a nivel nacional.

Estos números traducen una superpoblación carcelaria en la que se dificulta el desarrollo de actividades orientadas a la reintegración social de las personas privadas de libertad.

Es por todo ello que se considera más que saludable el anuncio de la Procuraduría General de que se invertirá 170 millones, de dólares de los fondos que recibirá el Estado dominicano como indemnización por los casos de los supuestos sobornos de Odebrecht y Embraer, en la transformación del sistema penitenciario, incluyendo la eliminación de la cárcel La Victoria.

La humanización del sistema carcelario es un anhelo de la sociedad, es una antiquísima deuda social, que con este anuncio se comienza a despejar, sobre todo con seguridades ofrecidas de que las construcciones quedarán concluidas en un plazo de 18 meses, con la edificación de un complejo de 12 recintos con capacidad para albergar a 9,257 reclusos.

El anuncio de las obras para nuevos recintos carcelarios se hizo acompañar del planteamiento de un modelo prisión humano, donde todos los internos reciban un trato digno e igualitario y que se le brinde las oportunidades de rehabilitación y reinserción.

El anuncio de la Procuradora General de la República se hace merecedor de aplausos y reconocimiento.

Por: Redacción | 15 Oct 2018 | En:  Editorial
Nueva muestra del fortalecimiento institucional

La pasada semana se efectuó una primera sesión del Consejo Nacional de la Magistratura (CNM), con lo que dio inicio a los trabajos para la escogencia de cuatro nuevos jueces del Tribunal Constitucional (TC) y tratar lo referente a la modificación del Reglamento para la evaluación de los jueces de la Suprema Corte de Justicia (SCJ).

En la reunión, efectuada en el despacho del Presidente de la República, quien preside el Consejo, participaron todos sus miembros, designándose una comisión responsable de elaborar un cronograma de trabajo para la escogencia de los nuevos jueces del TC.

Desde el momento de la convocatoria se hizo el compromiso de impulsar un proceso abierto, transparente, rigoroso y participativo.

Este primer encuentro ha despertado el interés de organizaciones de la sociedad civil y de empresarios, quienes, conociendo que existen reglas y procedimientos internos para el funcionamiento del CNM, se han despachado con nuevas ideas y recomendaciones, un tanto fuera de tiempo.

Quizás el considerado número de ideas y recomendaciones es lo que ha llevado al Colegio de Abogados de la República Dominicana (CARD) a denunciar que sectores oscuros han emprendido acciones concretas para desacreditar a algunos integrantes del Consejo Nacional de la Magistratura para manipular la selección de los nuevos jueces que compondrán las altas cortes. Ni imaginarlo; pero todo esto mueve a suspicacia.

La apertura demostrada en anteriores procesos hace garantizar la libertad de participación a todo aquel ciudadano que cumpla con los requisitos instituidos en la Constitución quienes pueden presentar su candidatura con igual posibilidad de ser seleccionado.

Todo procedimiento de mejora, que busque enriquecer la transparencia debe ser bien acogido, pero no, si se presenta en el último momento, cuando se conoce de la existencia de reglas claras, incluso con rango constitucional.

Ideas, sugerencias, recomendaciones enriquecen el debate, pero lo que ordena el momento es la vigilancia para evitar la incursión de intereses extraños y contrario a lo que espera el país en la comentada selección. Paso por paso se ha ido produciendo el fortalecimiento institucional en la República Dominicana.

Por: Redacción | 08 Oct 2018 | En:  Editorial
Somos promotores del entendimiento y de soluciones pacíficas

En una columna de bromas periodísticas de uno de los medios impresos de nuestro país se puso en duda el papel que ha de asumir República Dominicana a partir del 2019, año en el que ocupará un escaño en el influyente Consejo de Seguridad de la Organización de las Naciones Unidas.

Poniendo en duda el rol que pudiéramos desempeñar como miembro no permanente del acreditado grupo de países se dijo que está más claro que el agua que iríamos allí a “levantar la mano por las posiciones de E.U.”.

La postura sumisa, que adelanta el diario tendríamos allí, el Presidente Danilo Medina, en el discurso que pronunció en el Septuagésimo Tercer Período Ordinario de Sesiones de la Asamblea General de la ONU, se encargó de despejar.

En un lenguaje claro, sincero, dijo que iremos al Consejo de Seguridad de la ONU a aportar una voz latinoamericana y caribeña y promover el diálogo, el entendimiento y la búsqueda de soluciones pacíficas.

Proclamó ante las delegaciones presentes que promoverá el acercamiento entre los pueblos a través de la mediación y el diálogo democrático, abriendo espacios hacia un futuro de paz compartida.

Los postulados que guiarán al accionar de República Dominicana, un país amante de la paz, que trabaja denodadamente por el progreso, que ha sufrido en carne propia los horrores de la guerra y de las invasiones armadas y hasta pacifica, han sido trazados por el Jefe del Estado en el escenario de la Asamblea General de las Naciones Unidas en Nueva York, y en República Dominicana nos identificamos con ellos.

“Desde ya, nos comprometemos a hacer valer, tanto en el Consejo de Seguridad como en esta Asamblea, los mismos principios inquebrantables que nos guían como nación”, dijo el Presidente, afirmación que dejó demostrada en el discurso pronunciado, centrando su intervención en lo que calificó como las principales amenazas a la estabilidad y la seguridad mundial: el cambio climático, el narcotráfico y el crimen organizado, que por su complejidad y su alcance global forman parte de los principales retos que enfrenta la humanidad.

Enumerando estos flagelos que azotan al mundo y sugiriendo fórmulas para enfrentarlos de forma mancomunada, el Presidente Danilo Medina demandó de los países más desarrollados y con más capacidad de consumo que desplieguen más recursos, cooperación y voluntad política. Es ahí donde estriba la clave para vencer la hostilidad de esos males los que se manifiestan como especie de monstruo o fieras indomables.

Por: Redacción | 01 Oct 2018 | En:  Editorial
Resultados para aplausos y fanfarrias

Por el agitado trajinar del día a día, en donde por imposición de agendas externas se presta más atención a temas intrascendentes o se da seguimiento a las falsas noticias, se ha pasado desapercibida la información de que República Dominicana ha alcanzado un nivel de cumplimiento de un 75 % de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS), según un informe de las Naciones Unidas.

El dato suministrado por el Ministerio de Economía, Planificación y Desarrollo, citando documentos de la Organización de las Naciones Unidas que miden el progreso de todos los países, basado en una puntuación de 100 puntos, pudo haber sido destacado por las estructuras comunicacionales del gobierno, más sin embargo, se quedó en el despliegue periodístico de uno de los diarios impresos de la mañana.

Suecia es la nación que tiene la mayor puntuación en los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) con un 85 % y nosotros, que somos una economía en vía de desarrollo, alcanzamos 75 %.

Sin duda alguna la calificación otorgada a nuestro país pone en evidencia un trabajo serio, comprometido para mejorar la vida de nuestros conciudadanos.

Estos objetivos fueron creados en el año 2015 con el propósito de ser cumplidos para el año 2030. Sustituyeron a los Objetivos de Desarrollo del Milenio; tienen 17 puntos, que cuentan con 169 metas, las cuales son medidas por 231 indicadores; son en realidad un llamado universal a la adopción de medidas para poner fin a la pobreza, proteger el planeta y garantizar que todas las personas gocen de paz y prosperidad.

Como lo expresa la propia Naciones Unidas, los ODS son agenda inclusiva, que aborda las causas fundamentales de la pobreza y procura alcanzar un cambio positivo en beneficio de las personas y el planeta.

El nivel de puntuación alcanzado por Republica Dominicana en esta medición de calidad de vida, nos permite concluir de que en las gestiones de los gobiernos del PLD, el país ha ido avanzando, muy por el contrario a lo que pregonan los adversarios al gobierno y al Partido y es donde radica la clave de la fiel sintonía con la población, que valora y aprecia los aportes de nuestras gestiones al frente de la cosa pública.

Por: Redacción | 24 Sep 2018 | En:  Editorial
Se fortalece la apertura de relaciones con el gigante asiático

El embajador dominicano ante la República Popular China, Briunny Garabito Segura, presentó sus cartas credenciales ante el presidente Xi Jinping, justo en el día en que el Departamento de Estado de Estados Unidos entrevistaba su embajadora en República Dominicana, Robin Bernstein.

Apenas horas de haber presentado sus cartas credenciales ante el Presidente Danilo Medina, la señora Bernstein, conjuntamente con las embajadoras en Panamá y El Salvador, fueron llamadas a consulta.

En términos diplomáticos se conoce como “llamado a consulta” a la orden que el gobierno transmite al Jefe de Misión del Estado en que se encuentre, con carácter de urgencia, con objeto de advertir sobre un asunto determinado y así recibir nuevas instrucciones.

Algunos entienden que el llamado a consulta es el paso previo para el rompimiento de relaciones entre dos naciones, que se utiliza cuando un país se siente inconforme con una situación específica del otro gobierno.

La presentación de las cartas credenciales del embajador dominicano en Beijing asumiendo el “Principio de una sola China”, presentan como irreversible la valiente y oportuna decisión del gobierno dominicano.

Los Estados independientes han conquistado la libertad y derecho de establecer relaciones diplomáticas y comerciales o romper sus relaciones con otras naciones. El gobierno actual evaluó la conveniencia de tener unas relaciones formales con la República Popular China y así ha sucedido.

La decisión adoptada cuenta con el unánime respaldo del sector empresarial y político del país, quienes coinciden en elogiar la decisión adoptada en mayo último y que viene materializándose con la instalación de sedes diplomáticas en Santo Domingo y en Beijing y el amplio intercambio de delegaciones de Republica Dominicana y China.

En lugar de generar inquietudes, como se ha dicho, el paso dado por el gobierno dominicano ha sido altamente valorado y aprobado en razón de las oportunidades económicas que representa y por las puertas a nuevos mercados que se abren

En el llamado a consulta que se hiciera a la embajadora Bernstein damos por un hecho que se analizó el desinterés de Estados Unidos hacia la región, que en gran medida ha empujado a los países del área a procurar nuevos mercados para consolidar sus economías.

Con la consulta a sus diplomáticos, el gobierno norteamericano ha recibido fuertes críticas, mientras Republica Dominicana, respetando el derecho soberano de una nación amiga a aplicar reglas y normas propias del ejercicio diplomático, fortalece la decisión de apertura de relaciones con la República Popular China.

Por: Redacción | 17 Sep 2018 | En:  Editorial
El reto de la convocatoria al CNM

En un país con un alto grado de politización de sus ciudadanos, teniendo en el panorama unas elecciones a menos de dos años, con aspirantes a cargos electivos en labores de promoción y posicionamiento, las disposiciones emanadas del gobierno se aprecian con cierta suspicacia.

De ejemplo ponemos la convocatoria del Consejo Nacional de la Magistratura para el 2 de octubre que hiciera el presidente Danilo Medina para la evaluación de jueces de la Suprema Corte de Justicia (SCJ), que cumplen en diciembre y para nombrar a cuatro jueces del Tribunal Constitucional (TC) en sustitución de igual cantidad por edad o por haber cumplido el período para el cual fueron nombrados.

La convocatoria se hace en cumplimiento de un mandato establecido en los artículos 178 al 183 de la Constitución y en la Ley No. 138-11 Orgánica del Consejo Nacional de la Magistratura y su Reglamento de Aplicación, mas sin embargo el edicto da lugar a un mar de conjeturas y especulaciones que manifiestan desconfianza.

Con un ambiente intrigante en la opinión pública, satisface que en la convocatoria realizada en rueda de prensa, con un documento redactado y leído por el Consultor Jurídico del Poder Ejecutivo, se haya prometido un proceso “transparente, participativo y riguroso” para escoger a cuatro miembros del TC y evaluar los magistrados de la SCJ.

En la sesión anterior del Consejo Nacional de la Magistratura, se hizo el compromiso y se cumplió, de llevar a cabo un proceso de selección transparente, regido por las normas, siempre respetando el debido proceso, lo que se espera no sea diferente en la nueva convocatoria

Albergamos en consecuencia, que en el institucional proceso que se ha iniciado con el anuncio del Consultor Jurídico prime la sensatez, la prudencia y el equilibrio para consolidar el orden democrático, la institucionalidad y como se leyó en la convocatoria, “fortalecer cada vez más las Altas Cortes”.

Por: Redacción | 09 Sep 2018 | En:  Editorial
Elogio a la política migratoria

El secretario de la Organización de Estados Americanos (OEA), Luis Almagro, consideró que República Dominicana es un referente dentro del Sistema Interamericano por sus avances en materia de política migratoria y en el sistema democrático.

Quizás pudo haberse entendido como una declaratoria de cortesía, propia del lenguaje diplomático, porque el funcionario se encontraba en el país en la celebración de un evento por el 70 aniversario de la Organización de Estados Americanos (OEA), pero en realidad las afirmaciones del diplomático saldan una deuda con el país.

No fue tan claro el señor Almagro en los debates suscitados a raíz de las acusaciones de organizaciones sociales ligadas a ONG internacionales y nacionales quienes sometieron al Gobierno dominicano ante el Comité Interamericano de los Derechos Humanos (CIDH), acusando de racista y xenófoba la política migratoria del Estado.

En ese entonces el secretario general de la OEA recibió duras críticas por expresiones suyas que se entendieron como de promoción de unificación de Haití y República Dominicana, que el mismo desmintió, explicando que fue mal interpretado.

En la semana pasada además de presentarnos como referente por los avances logrados en materia de política migratoria, resaltó los avances en la consolidación de un sistema democrático que sigue afirmándose cada vez más vigente, con más fuerza y de referencia en el continente.

La OEA emite una opinión justa con relación a nuestra política migratoria y a los avances democráticos, que debe saber a retama a ONGs locales e internacionales quienes afirman que en el país se discrimina a ciudadanos de otras nacionalidades.

República Dominicana ejecuta una política migratoria que garantiza los derechos al ciudadano extranjero que esté residiendo en el país al tiempo de exigirle ajustarse a las leyes y cumplir con nuestras normas.

Las declaraciones de Luis Almagro sirven de estímulo para que República Dominicana prosiga con su correcta política migratoria, sobre todo en los actuales momentos en que existen olas de migrantes en el continente que pudieran empujar nuevas entradas de ciudadanos extranjeros al país, que impone la necesaria alerta.

Por: Redacción | 03 Sep 2018 | En:  Editorial
Un PLD vivo, dinámico y conectado con el pueblo

El Partido de la Liberación Dominicana ha iniciado un proceso a lo interno de su organización donde varios compañeros han manifestado sus aspiraciones a la presidencia de la República para las elecciones del año 2020.

El más reciente en hacerlo fue el presidente del PLD, doctor Leonel Fernández, quien anunció irá a los municipios, barrios, parajes, campos, valles y ciudades, con el propósito de escuchar a la gente y aprender de ellas, tal como nos lo enseñó el profesor Juan Bosch.

Nuestro maestro fundador siempre insistía con los compañeros en mantenerse conectados con el pueblo, saber lo que piensa, conocer sus anhelos, sus precariedades, aspiraciones y deseos. Y en base a esas posiciones crear planes y proyectos para una vez alcanzado el poder ponerlo en marcha.

En hora buena el anuncio de nuestro presidente del Partido, sus visitas le abren la puerta a nuestros locales de cada barrio y provincia del país. Los compañeros desempolvan sus gorras moradas con la estrella amarilla y la exhiben con orgullo. Manda la señal dentro del partido de levantarse e iniciar las labores a las cuales están acostumbrados a realizar.

El Partido de la Liberación Dominicana, celebra el entusiasmo que manifiestan los compañeros de nuestra organización en procura de retener el poder más allá del 2020, tomando en cuenta estar siempre dentro del marco de la ley.

Por: Redacción | 27 Ago 2018 | En:  Editorial