Internacionales

Hay un genocidio en el Pacífico colombiano, afirma líder indígena

Armando Wouriyum, quien fuera presidente de la Organización Nacional Indígena de Colombia (ONIC) de 1999 a 2003, afirmó que hay un genocidio en la zona del Pacífico, donde se reportan asesinatos y amenazas contra miembros de las comunidades originarias.

La estructura económica de los pueblos milenarios del Pacífico, mediante políticas de Estado y de gobierno, está siendo destruida, subrayó en un artículo publicado en el sitio web de la ONIC.

A su juicio, «eso significa la muerte por inanición, desnutrición, confinamiento; la muerte de los niños, mujeres embarazadas, ancianos y los jóvenes, con el asesinato selectivo de líderes y autoridades espirituales: esto es genocidio».

La Organización declaró recientemente emergencia humanitaria por la muerte de más de 158 nativos desde la firma en 2016 del Acuerdo de Paz entre el Estado y la ex guerrilla FARC-EP.
Nos vemos en la obligación ética y política de declarar la situación de emergencia humanitaria, social y económica en todos los pueblos indígenas de este país, informó en conferencia de prensa.

La situación humanitaria y la estrategia de despojo territorial en la que viven nuestros pueblos originarios, no da espera. Estamos enfrentados a un genocidio físico y cultural, aseveró.

Luis Acosta, coordinador nacional de la Guardia Indígena, hizo un llamado para que «los organismos del Estado presten atención al genocidio que hoy sufren los pueblos originarios».
Desde la firma del Acuerdo de Paz, más de 750 líderes sociales fueron asesinados en Colombia, 158 de ellos pertenecían a los pueblos indígenas. Durante el año transcurrido de la llegada al poder de Duque, 94 miembros de esas comunidades fueron ultimados, apuntó la ONIC.

Unido a ello, el Consejo Regional Indígena del Cauca (CRIC) en Colombia comunicó que sigue vigente el estado de emergencia territorial, en medio de las acciones violentas contra miembros de las comunidades originarias.

En tal sentido, hizo un llamado a todas las estructuras de la organización nativa y comunidad en general para seguir atentos y vigilantes.

La ministra del Interior, Nancy Patricia Gutiérrez, se reunió esta semana en el Cauca (oeste) con autoridades territoriales, Fiscalía, Procuraduría, Defensoría y autoridades nativas.

A nosotros nos duele cuando matan a un indígena, a un líder social, un líder comunitario, un defensor de derechos humanos. Nos duele y sabemos que el Estado está en la obligación de garantizar su protección. Por eso, aquí estamos, expresó Gutiérrez.

Busquemos soluciones de común acuerdo. Debemos permitirles a las autoridades correspondientes que puedan adelantar las investigaciones sin limitaciones, opinó.

Sin embargo, el CRIC afirmó que las declaraciones de Gutiérrez y su comitiva, «no satisfacen ni dan respuesta a nuestras exigencias, por lo tanto, nos declaramos en asamblea permanente».

últimas Noticias
Noticias Relacionadas