Opinión

Equilibrio trabajo-vida

Nosotros los profesionales de las Ciencias Económicas y Sociales estamos acostumbrados a trabajar en la preparación de Planes Estratégicos y Presupuestos para empresas, con los cuales proyectamos lo que hará una empresa dentro de un año y a largo plazo sobre sus planes y proyectos específicos, visión, misión y estrategias para un periodo mayor de 4 años, aunque el Plan debe tener como fin en sí mismo la supervivencia de la empresa.

Un Plan Estratégico ofrece el diseño y la construcción del futuro para una Organización, naturalmente el futuro no se puede predecir, pero se hace asumiendo acciones e ideas que proyecten conseguir ese futuro deseable.

Sin embargo, regularmente no consideramos importante el tema de la continuidad del negocio, la posibilidad del negocio en marcha o contingencias especificas en el Capital Humano, especialmente contemplando la posible ausencia del personal clave para preservar ese futuro deseado, tales como la Dirección y Altos Ejecutivos, tema sumamente sensible a nuestro entender; aunque en el curso de dichos planes siempre son considerados los Factores Tecnológicos, Infraestructuras físicas, Procesos Críticos entre otros.

Dentro de esas Proyecciones Estratégicas se debe contemplar la posibilidad de la desaparición física de un Accionista Principal, del Vicepresidente Ejecutivo, de Vicepresidente Financiero o cualquier otra posición importante y verdaderamente sensible para la continuidad del Negocio y que dicha ausencia pudiera provocar una catástrofe institucional, e inclusive determinar el colapso de la empresa.

El tema tratado anteriormente no escapa a los temas familiares, y constantemente pasa que muere el cabeza de familia y los demás no tienen conocimiento de muchas cosas importantes relacionadas con manejo de recursos, deudas específicas, valores por cobrar, manejo del patrimonio familiar, activos específicos con titularidad y que no habían sido transparentados en el Matrimonio y muchos otros temas que afectarían la estabilidad de la familia, en adición al dolor que ya experimentan por dicha pérdida Pero nosotros, con el Tabú de no tratar temas relacionados a la Muerte, no lo exponemos, siendo esta más segura que cualquier otra contingencia y que nos afecta grandemente.

Es significativamente importante considerar estos factores humanos al trabajar en nuestros planes estratégicos empresariales, personales y de negocios familiares para poder prever daños catastróficos que afecten el patrimonio y la continuidad de los negocios.

¿Qué es la Muerte?, según una definición encontrada en internet, “es el término de la vida a causa de la imposibilidad orgánica de sostener el proceso homeostático. Se trata del final del organismo vivo que se había creado a partir de un nacimiento; es la destrucción o el final de algo”, del portal Definición de la muerte puede ser por diferentes razones: Natural o Violenta.

Don Virgilio Alcantara, Embajador Dominicano en Portugal, en un reciente artículo del Listín Diario, hablando sobre el Periodista Cesar Medina, decía lo siguiente “pero la muerte – no importa si hablamos con frecuencia de ella – no figura siempre en la contabilidad que llevamos cuando estamos ocupados construyendo nuestras vidas, sin embargo está ahí”. Y yo le agrego, muy correcto como establecimos al inicio de este artículo, nunca lo consideramos como una eventualidad real; pero muy simple lo describe Don Virgilio, la muerte tiene que estar dentro de nuestra Contabilidad.

Seguía diciendo Don Virgilio “la muerte es parte de la vida. Es un hecho tan brutal, tan inexorable y tan dolorosamente definitivo, que solo puede hacerse aceptable si creemos que se trata de un tránsito, como en forma tan atinada se le denomina en el idioma Ingles. Se le llama passing o passing away, identificando el fallecimiento con un evento transitorio, pasajero. Un tránsito”.

Ahora bien, cuando reconozcamos que es inexorable y que asumamos que no es un asunto del destino, que aunque estamos seguro que llegara, pudiéramos prevenir que la misma pueda llegar mucho más tarde, entonces debemos cuidarnos. ¿Y qué debemos hacer?

Debemos y podemos hacer muchas cosas, más cuando leemos las informaciones difundidas por los especialistas; por ejemplo, el Centro de Diagnóstico de Medicina Avanzada y Telemedicina (CEDIMAT) de RD, indicó que el 80% de las personas que va a hacerse chequeo preventivo al Centro se le detecta alguna patología, muchas de estas cuando se manifiestan ya es tarde. Ellos explican “que esas enfermedades que están mermando vidas son crónicas y prevenibles”. Esta aseveración evidencia que no existe un hábito de medicina preventiva, sino cuando la persona se siente algún malestar.

Los ataques cardiacos y accidentes cerebrovasculares están a la orden del día, este último considerado entre las tres primeras causas de muerte y la primera de incapacidad motora. Las enfermedades cancerígenas son diagnosticadas cada vez más, en muchos casos personas que no tenían ningún antecedente y, peor aún, casos en que dicha enfermedad sega la vida a la persona en pocos meses. Muchas veces la falta de ejercicio y una pobre dieta trae ANSIEDAD, esta última nos produce INSOMNIO, esta produce FATIGA, y la Fatiga nos pudiera producir una Depresión y esta última puede llevarnos a la muerte.

Todo esto último, dicen algunos tratadistas que pudiera ser provocado por el exceso de STRESS. El Doctor Pedro Vidal del Instituto de Cardiología de la RD, en una entrevista decía lo siguiente “tenemos jóvenes con unos niveles de ansiedad mucho más altos, con tendencia a la depresión y eso implica activación del sistema nervioso, liberación de catecolamina, agregación plaquetaria, aumento de los factores pro coagulativos de la sangre, y todo eso incide en que tengamos más jóvenes con infarto que antes no los teníamos”.

Si a todo esto le agregamos la presión laboral, el trabajo en exceso, la costumbre de no tomar vacaciones (por las razones que fuesen), considerarse imprescindibles en el trabajo o en la función específica, y muchas otras cosas alrededor de nuestro trabajo. No nos damos cuenta que estamos contribuyendo a terminar la vida productiva a destiempo, a interrumpir un ciclo de vida que no se supone debía ser interrumpido. Y cuando esto ocurre todos los que vamos a la Funeraria nos preguntamos, y que le paso? era muy joven, lucia muy bien, no presento nunca ningún problema, era una persona afable y muchas otras cosas más que hablarían bien del ya fallecido y sin regreso.

Nos llegó un email, basado en una noticia producida sobre un alto ejecutivo de Amazon en la India quien explicaba a sus empleados algunos asuntos importantes y me voy a permitir transcribir, “En un correo electrónico dirigido al personal directivo superior, el Vicepresidente y Gerente País de Amazon, en la India, Amit Agarwal, solicitó a todos los empleados que no respondan llamadas, ni respondan correos electrónicos relacionados con el trabajo después de las horas de oficina. No se debería tomar o hacer ninguna decisión comercial entre las 6 p.m. y las 8 a.m., se lee en el correo electrónico. El correo electrónico también instaba a los empleados a pasar suficiente tiempo en casa y mantener una armonía de vida sana y saludable”.

Los cementerios están llenos de todos los imprescindibles, aquellos que entendieron que no hay tiempo para hacer otra cosa que no sea trabajar y hacer creer que es eso mismo, los imprescindibles. Viven una vida sedentaria, sin ejercicios, ni práctica de deportes, sin dedicar tiempo a la familia, sin compartir con amigos.

En los Estados Unidos y Europa muchas empresas han adoptado políticas que contribuyan a mejorar la calidad de vida de sus empleados, quienes son su principal activo, entre muchas otras pudiéramos citar las siguientes: Días flotantes/personales, días libres para enfermedad (diríamos días para dedicarlos a chequeos médicos preventivos), buena cantidad de días de vacaciones, actividades en las empresas en donde se permiten llevar los familiares, ajustes de horarios en verano para que se trabaje una hora diaria más de lo normal para así permitir no trabajar los viernes por las tardes, gimnasio en las oficinas, áreas de meditación en las oficinas, área para hacer llamadas, áreas para las madres dar el seno, canchas de baloncesto, área verde para la recreación de los empleados, incentivos para los empleados que compartan sus vehículos con otros compañeros y muchas otras cosas más, lo cual contribuirá a una mayor eficiencia y eficacia del servidor, lo cual se traduce en una mayor producción en la empresa y por consiguiente mayores beneficios.

Estos temas tratan de una reflexión para poder hacer un cambio aunque no radical en nuestras vidas y podamos ser más útiles a nuestras empresas, a nuestros trabajos y a nuestras familias. Que pensemos llevar una vida productiva laboralmente, pero al mismo tiempo saludable: ejercitándonos regularmente, manteniendo una dieta equilibrada, descansando de manera oportuna y disfrutando de nuestra familia dándoles el tiempo necesario. Todo esto nos ayudará a mantener la energía necesaria lo cual se trasformará en un mayor rendimiento.

Aquellos que son independientes laboralmente tendrán más oportunidades de hacer las cosas, porque pueden disponer de su propio tiempo; los dependientes tendríamos que hacer todo esto durante el tiempo libre laboralmente. Hacer ejercicios o ir al Gimnasio, comer saludable, bebidas alcohólicas dentro de lo razonable, practicar deporte y compartir con la familia. Yo particularmente he seleccionado un deporte que me permite hacer amigos, mantener los ya existentes, hacer negocios, caminar, despejar la mente y hasta hacer que se nos olviden los pagarés, he seleccionado el GOLF. Todo esto descrito anteriormente, es lo que para mí se llama un equilibrio entre el Trabajo y la Vida, o como los anglosajones llaman WORK-LIFE BALANCE.

últimas Noticias
Noticias Relacionadas