Opinión

Perspectiva electoral de la oposición para el 2020 (1 de 2)

El actual panorama político de la R. Dominicana (RD), confrontado con los resultados de las pasadas elecciones del 2016 y observando el accionar de los partidos y líderes de la oposición, más los manifiestos deseos de algunas organizaciones de la sociedad civil y de “opinólogos” en los medios de comunicación y redes sociales que tienen gran influencia en el quehacer de las fuerzas políticas opositoras al gobierno y PLD, nos sirve de base para plantear la perspectiva electoral de la oposición para el 2020.

Tenemos como principales partidos de la oposición al PRM y el PRSC en calidad de mayoritarios al obtener más del 5 % de la votación de los pasados comicios. Los partidos A-País, PQDC, APD, DxC, FNP, PUN, PHD y PRSD reconocidos por la JCE, pero que se quedaron por debajo del 5 %, por lo que se ubican entre los partidos minoritarios o “emergentes” aunque tienen más de 12 años participando en los procesos electorales que se han realizado en el país.

Existe una amplia posibilidad de que, alrededor del PRM, se vuelva a constituir un bloque electoral en la que podrían participar de nuevo el PRSC, PHD, FRENTE AMPLIO y DxC, y agregar al PRSD, PQDC, APD y PUN.

De materializarse esa alianza electoral (PRM y 9 partidos minoritarios) se levantaría un gran bloque electoral que, sin lugar a dudas, creará una gran polarización de partidos de la oposición que confrontará al PLD y fuerzas aliadas con mayores posibilidades de éxitos que, por el contrario, decidieren participar separados con candidaturas propias.

Por sus trayectorias y discursos políticos es muy probable que los partidos A-País y Opción Democrática participen independientes y con candidaturas propias para las próximas elecciones.

Dirigentes del PRD y PRSC, aun cuando sus militancias se han reducido en formas significativas (las últimas encuestas les identifican menos del 5 % de la intención del voto) y también mantiene crisis internas pendientes de resolver, están prometiendo a sus respectivas membresías que van a participar al margen de los bloques de alianzas y con candidaturas propias tanto para la presidencia como para las elecciones congresuales y municipales. Al final, a esos dos partidos la realidad los empujará a insertarse en uno de los dos grandes bloques que se formarán, so pena de quedar fuera del 5 % de la votación.

Sin embargo, el mayor obstáculo para la formación de las alianzas electorales de los partidos de la oposición estará en las elecciones municipales que se efectuarán primero, en el mes de febrero del 2020.

Los líderes locales de los partidos y sus legítimos derechos a postularse para la gran cantidad de candidaturas municipales (158 alcaldes y vicealcaldesas), miles de regidores, así como los directores y subdirectores de 228 distritos municipales con varios cientos de vocales, serán verdaderos dolores de cabezas en los procesos de formación de las alianzas electorales, lo que podría tener impactos negativos en la conformación de las alianzas electorales para las candidaturas presidenciales y congresuales.

Consideramos que, de concretarse estas perspectivas de los partidos de oposición para el próximo escenario electoral; y por el otro lado se conservare la unidad en la diversidad del PLD con un bloque de unos 14 partidos aliados, la oposición quedaría, nuevamente, relegada a un segundo lugar en los tres niveles de los comicios a celebrarse en el 2020 en la RD. Sobre esta arriesgada proyección volveremos en la próxima entrega.

últimas Noticias
Noticias Relacionadas